Conformación de los dientes en el perro
La anatomía dental en el perro hace parte de como se desarrollan y distribuyen los dientes en este animal.
facultad de veterinaria · odontología animal para veterinaria
lun. 14 de jun. 2021
0

En este artículo se reconoce la existencia de los nombres anatómicos convencionales de los dientes, así como de los diversos sistemas de numeración de los dientes. Con base en estos términos se definirá y conocerá la conformación de los dientes en el perro de manera clara y concisa. El sistema Triadan modificado se considera actualmente el sistema de numeración de dientes de elección en odontología veterinaria. Este método es un sistema de nomenclatura dental numérica, derivado del nuevo sistema humano por la Federación Dental Internacional (Floyd, 1991). Consiste en un número de tres dígitos y proporciona un método consistente de numerar los dientes en diferentes especies animales.

Fórmula dental

Los nombres anatómicos correctos de los dientes son: (derecho o izquierdo), (maxilar o mandibular), (primero, segundo, tercero o cuarto), (incisivo, canino, premolar o molar), según corresponda, escritos en forma completa o abreviada. El primer dígito del número se refiere al cuadrante. Para los dientes permanentes, el cuadrante maxilar derecho se numera 1, el cuadrante maxilar izquierdo se numera 2, el cuadrante mandibular izquierdo se numera 3 y el cuadrante mandibular derecho se numera 4. Para los dientes deciduos, los cuadrantes se numeran del 5 al 8.

El segundo y tercer dígito del número se refieren al tipo y posición del diente en el cuadrante, comenzando en la línea media y avanzando caudalmente, desde 01 (el primer diente incisivo), hasta 10 (el segundo diente molar superior) o 11 (el tercer molar mandibular).

Los caninos son, por tanto, los dientes número 04 (el cuarto diente del cuadrante después de los tres incisivos); y los dientes carnasiales son 08 (cuarto premolar superior) y 09 (primer molar mandibular).

Estos se pueden usar para numerar los otros premolares y molares, especialmente en animales en los que faltan dientes, en comparación con el carnívoro ancestral. Tanto el uso de nombres anatómicos como el sistema Triadan modificado son aceptables para registrar y almacenar información dental veterinaria. Muchas revistas científicas exigen el uso de nombres anatómicos en las publicaciones y se recomienda este sistema. Esto ofrece la ventaja de que las publicaciones de odontología veterinaria son comprensibles para otros profesionales de la salud y científicos interesados en la odontología veterinaria.

Dientes deciduos

El primer premolar y los molares de los perros no tienen predecesores deciduos. Por lo tanto, la fórmula dental decidua total comprende 28 dientes. La evidencia embriológica más temprana del desarrollo de los dientes en el perro es alrededor del día 25 de gestación. Los dientes deciduos comienzan a erupcionar alrededor de las 3 semanas de edad, cuando la formación de las raíces está casi completa.

Se espera la erupción completa de toda la dentición primaria alrededor de los 40 a 50 días de edad. La mineralización de las coronas de dientes deciduos comienza alrededor del día 50 de gestación y se completa de 10 a 20 días después del nacimiento, lo que representa un total de aproximadamente 30 días para que ocurra el proceso de mineralización. Sin embargo, la formación y mineralización de las raíces se completan entre los 40 y 50 días después del nacimiento; y el cierre apical de las raíces ocurre alrededor de las 6 a 7 semanas después del nacimiento.

La exfoliación ocurre generalmente entre los 3,5 y los 5 meses de edad durante la erupción de los dientes permanentes. Las variaciones en el patrón y la cronología de las erupciones son comunes y dependen de la salud, la raza, el sexo y otros factores individuales del animal. Es posible que haya una tendencia a una erupción más temprana en razas más grandes, en comparación con las razas más pequeñas.

Además, algunos dientes, como el segundo y cuarto premolar del maxilar temporal, parecen erupcionar antes en los machos en comparación con las hembras; mientras que otros como caninos deciduos maxilares y mandibulares, primeros incisivos y segundos premolares mandibulares pueden erupcionar antes en las hembras.

Dientes permanentes

La dentición permanente de los perros comprende 10 dientes en cada cuadrante maxilar y 11 dientes en cada cuadrante mandibular. La relación entre los dientes temporales y permanentes es la siguiente:

  • Los dientes incisivos permanentes maxilares y mandibulares erupcionan palatal y lingualmente a sus predecesores deciduos.
  • Los caninos superiores permanentes erupcionan mesialmente a los caninos deciduos.
  • Los caninos mandibulares permanentes erupcionan lingualmente a sus contrapartes deciduas.
  • El segundo y tercer premolar del maxilar permanente erupcionan palatalmente hacia los dientes deciduos.
  • El cuarto diente premolar maxilar permanente erupciona mesiobucalmente a su predecesor deciduo.
  • Los premolares mandibulares permanentes suelen erupcionar lingualmente hacia los dientes deciduos.

Las variaciones en la secuencia de erupción son comunes y dependen de la salud, la raza, el sexo y otros factores individuales del animal. La mineralización del primer molar mandibular comienza y es visible radiográficamente unos días antes del nacimiento. La mineralización de todos los demás dientes permanentes y, por tanto, la presencia de una dentición permanente completa, no se puede demostrar radiográficamente hasta los 3 – 4 meses de edad.

Las raíces alcanzan su longitud definitiva entre 120 (primeros dientes premolares) y 180 días (dientes caninos) después del nacimiento. En los perros, en promedio, el cierre apical de la raíz ocurre entre los 7 y los 10 meses de edad, y los ápices de los caninos se cierran en último lugar.

Tipos de dientes

El tamaño y la forma de los dientes se determinan genéticamente. El tamaño no parece estar fuertemente correlacionado con el tamaño del cuerpo o de la cabeza, sino más bien con el tamaño de las estructuras de soporte. Los dientes pueden tener una, dos o tres raíces, con un número relativamente constante para cada diente. Sin embargo, pueden ocurrir variaciones resultantes de la fusión de dos raíces o de la presencia de una raíz extra o supernumeraria.

El dimorfismo sexual dental (diferencias de tamaño y forma entre hembras y machos) es mínimo o está ausente en perros y gatos domésticos. Los perros y los gatos tienen dientes que son morfológicamente diferentes y tienen distintos propósitos (dentición heterodonta). Los tipos de dientes en perro son cuatro: incisivos, caninos, premolares y molares.

Incisivos (I)

En total presentan 12 y son relativamente pequeños en comparación con el resto de la dentición. Normalmente se colocan juntos en un arco liso en perros. Se dividen en tres grupos: incisivo central o pinza (el más medial); incisivo intermedio o mediano (central); e incisivo lateral o extremo (lateral). Los incisivos aumentan de tamaño desde el centro al lateral.

Especialmente en los dientes deciduos, la corona afilada es normalmente mucho más corta que la raíz única. La corona de los dientes permanentes normalmente tiene una gran cúspide media y una o dos cúspides mesiales y distales más pequeñas. En los perros, al nivel del margen gingival normal, hay una cresta llamada cíngulo en los lados lingual y palatino de la corona de los incisivos mandibulares y maxilares. Los incisivos se usan para cortar, recoger, coger objetos y acicalarse.

Caninos (C)

Los caninos son 4 y son dientes simples de una sola raíz con una corona cónica fuerte, larga y curvada distalmente, que se usa para agarrar y sostener. Se caracterizan por la presencia de surcos de desarrollo coronales y crestas poco profundas que pueden permitir el drenaje de sangre mientras sostienen y matan a sus presas. Tienen forma ovalada, siendo ligeramente aplanados en dirección vestibulopalatina o vestibulolingual. La raíz es más grande que la corona, con el diámetro máximo en el tercio medio. Los caninos deciduos son relativamente pequeños y puntiagudos, en comparación con sus contrapartes permanentes.

El profesional veterinario y la odontología

Para el veterinario, existen diversas situaciones que se pueden presentar en su labor diaria, y en muchos casos no se cuenta con información para dar respuesta a todas y cada una de ellas. Sin embargo, el profesional puede dar un diagnóstico rápido con base en su conocimiento y experiencia, debiendo así remitir al paciente a un especialista. El especialista por otra parte cuenta con un amplio conocimiento y experiencia en materia, aplicando así sus habilidades de manera óptima en su labor.

En TECH Universidad Tecnológica se forman los mejores especialistas del mundo, y lo mejor, de manera virtual. En el caso de su Facultad de Veterinaria por ejemplo se ofertan programas de alta calidad, tales como son la Maestría en Gestión de la Fauna Silvestre y la Maestría en Nutrición Veterinaria. Por otra parte, para el profesional que busca adentrarse en el aspecto dental en los animales, su opción indicada para complementar su carrera es, sin duda alguna, la Maestría en Anestesiología Veterinaria.

Artículos relacionados

1 /

Compartir