Personajes y trama
Los personajes y la trama son la base estructural de un guion, y por lo tanto de una obra artística, sea cual sea el medio por el que se narre la misma.
facultad de periodismo y comunicación · audiovisual
vie. 26 de mar. 2021
0

La caracterización y personificación de un ser ficticio, es un procedimiento que lleva a cabo mucho tiempo y práctica. Esto puede variar en la relevancia del mismo dentro de una obra, además de la cantidad de rasgos que se deben manejar, teniendo en cuenta que cada uno de estos personajes tiene diferencias marcadas. Los personajes y la trama son la base de una buena obra, estos dos factores constituyen el cómo se construye una historia en un ambiente y época determinados.

Introducción a la construcción

El personaje ha sido analizado, desde que así lo hiciera Aristóteles, contrastándolo con la acción. De esta manera han surgido tres perspectivas entre la acción y el carácter de un personaje; la que determina que la acción es prioritaria por encima del personaje y su carácter. La que asegura que el carácter de un personaje es lo prioritario por encima de la acción que es casi irrelevante, y la que considera que tanto el carácter como la acción son igual de importantes.

En cuanto al personaje como creador de la trama se tiene que haber sido clasificado como una unidad de acción supeditada a dicha trama. Su función es dar información para que la historia pueda ser expresada. Esta sería la perspectiva que se encuentra desde Aristóteles hasta la teoría de los actantes. Pasando por el formalismo y el estructuralismo y los personajes construidos a partir de un determinado género cinematográfico, por ejemplo.

En segundo lugar, el personaje construye la trama a partir de su psicología, asimilando lo más posible a una persona real. Lo que pasa en el relato es menos importante y derivaría de esa psicología del personaje. En tercer lugar, se encuentra que el personaje y la trama se retroalimentan tanto desde la perspectiva de la acción como desde la psicológica. Es decir, el personaje es un importante elemento de la acción y, a la vez, una relevante unidad psicológica independiente.

Siguiendo las teorías de Aristóteles, Greimas y Propp, se entiende la importancia del personaje más por su conveniencia para la trama que por sí mismo. En palabras de Aumont y Marie, estos análisis, aunque relevantes para el mundo cinematográfico, han sido desarrollados en ámbitos narrativos al margen del cinematográfico.

Biografía del personaje

Por otro lado, es relevante señalar que crear una biografía del personaje, incluso con anterioridad a la escritura del guion en sí. Es esencial para el desarrollo de la trama, máxime cuando se trata de una ficción seriada, aunque luego no todo se exprese explícitamente en el relato como tal. Para Casetti y Chio, hay una clasificación categórica llamada “existentes”. Esta engloba a los elementos de la narración en la que establecen que está compuesta de personajes, acontecimientos y transformaciones.

Para ellos, la narración es una sucesión de circunstancias dentro de las cuales hay unos sucesos determinados, y en la que los personajes obran. Chatman diferencia personaje de ambiente por medio del principio anagráfico, el de Focalización y el de Relevancia. Este último es el de interés desde el punto de vista de la relación entre el personaje y la trama. Hace referencia a que el personaje tiene una importancia especial frente al ambiente para que se desarrolle la trama.

También el personaje se relaciona con la trama a través de la motivación que le lleva a conseguir un objetivo. Para Linda Seger, lo que impulsa principalmente la trama es esta motivación que da la información de por qué se desenvuelve como lo hace un personaje.

Temas

Los temas y los personajes se relacionan de múltiples maneras. Partiendo desde la edad y el físico que repercute, de manera directa, en muchos casos en la temática. En este sentido, Syd Field considera que, siguiendo las convenciones de caracterización de personajes usadas en el ámbito teatral, hay peculiaridades físicas que no solo caracterizan al personaje, sino que lo simbolizan.

Esto suele estar relacionado con la temática del relato porque en muchas ocasiones el personaje, sobre todo el protagonista o antagonista, está al servicio de que la historia se desarrolle ya sea por medio de la acción, la psicología o ambas. Por ello, que un personaje tenga una determinada edad o aspecto físico está transmitiendo información importante de hacia dónde apunta la temática de un relato.

Desde la perspectiva de lo que tiene que hacer una persona guionista para inspirar sus relatos, se encuentra que lo más habitual. Esto es que obtengan información de los medios de comunicación, sobre todo en lo que se refiere a noticias. Para Elena Galán, clasificar y registrar esos sucesos destacables es lo que le permite a quién realiza el guion encontrar temas de manera efectiva. Esto resulta muy útil y práctico cuando se trata de guiones para series de televisión o internet. Estos requieren de una mayor abundancia de tramas y subtramas argumentales o temáticas.

Aspectos importantes

Entrando ya en aspectos más concretos de la temática y los personajes, Elena Galán desarrollo una ficha de personajes protagonistas, secundarios y episódicos, en la que analiza, entre otras cosas, los temas. Esta ficha la elabora para personajes de series de televisión, pero puede ser utilizada para otro tipo de obras audiovisuales sea cual sea su ventana de exhibición, cine o internet, siempre y cuando se adapte. La temática aparece desarrollada en detalle en el encabezado junto con otros elementos como el título del relato, ya sea el capítulo de una serie o el título de una película.

Las clasificaciones que ella propone son las siguientes: deportes, aficiones, colectivos marginados, creencias, negligencias, drogas, relaciones amorosas, sucesos, tribus urbanas, sexo y profesiones. Es un ejemplo de clasificación del que puede partir el guionista que empieza su proceso, según las necesidades. En cuanto a la perspectiva del interés e identificación que un personaje puede producir en quiénes son el público final, se encuentra que lo principal es darse cuenta de que ese público no es pasivo, sino activo a la hora de descodificar e interpretar mensajes y contenidos.

Esto se relaciona con las temáticas y los personajes en cuanto al éxito que los productos audiovisuales obtienen dependiendo de si las personas receptoras se identifican con el tema, los personajes y otros aspectos del relato. Otro concepto importante que relaciona al personaje con el tema es el leit-motiv. Se trata de un sonido o música que anticipa o subraya la entrada de un personaje, remarca o esconde su estado emocional y sus características personales. Es muy útil para hacer llegar al público un pensamiento o un sentimiento concreto sobre ese personaje incluso aunque no se halle en la pantalla, es decir, aunque esté en “off” o fuera de campo.

.

El profesional en el guion

La construcción de una escena y la ambientación de la misma es el primer paso y el más complejo en una obra artística. Esta complejidad convierte el éxito de la obra en todo un reto para el profesional que se encuentre involucrado en esta labor. Por esta razón, los profesionales que interactúan en esta área se capacitan constantemente, de manera que no dejan espacio a los errores y aseguran el éxito de una obra.

Para aquellos profesionales interesados en alcanzar este nivel intelectual, existe una opción perfecta que abrirá puertas en su campo de acción. Nos referimos a TECH Universidad Tecnológica, dedicada a la educación virtual. Su Facultad de Periodismo y Comunicación oferta programas enfocados en el éxito profesional, como son la Maestría en Investigación en Ciencias de la Comunicación y la Maestría en Periodismo Deportivo.

Por otra parte, TECH diseño un programa especializado en temáticas relacionadas con el tema revisado en este artículo. Esta es la Maestría Guion Audiovisual, donde el profesional dominará el área convirtiéndose en experto, en tan solo un año.

Artículos relacionados

1 /

Compartir