Participación Ciudadana
La participación ciudadana es necesaria para construir una sociedad y comunidad organizada.
facultad de periodismo y comunicación · política y comunicación
lun. 12 de abr. 2021
0

La ciudadanía conforma una sociedad estructurada. Cada una de las personas que hacen parte de una sociedad tienen derechos y deberes dentro de la misma. Cada uno hace parte importante y crucial de esta organización. En la actualidad, el ser humano sabe que es necesaria que se lleve a cabo una sociedad basada en líderes y seguidores, de manera tal que los primeros se encarguen de ofrecer bienestar a su comunidad. La participación ciudadana juega un papel importante en esta estructura, ya que es la columna vertebral de una sociedad organizada.

Participación Social

El concepto de participación aparece como aquella intervención que requiere de un cierto número de personas cuyos comportamientos se determinan recíprocamente, por lo que participar es un sinónimo de intervención colectiva. La participación social es el conjunto de iniciativas sociales en las que las personas toman parte consciente en un espacio. Posicionándose y sumándose a ciertos grupos para llevar a cabo determinadas causas que dependen para su realización. En la práctica, de la gestión de estructuras sociales de poder.

La participación social implica la agrupación de los individuos en organizaciones de la sociedad civil para la defensa y representación de sus respectivos intereses. Articulando el tejido social organizacional para que tenga una presencia importante en el desarrollo de nuevas formas de participación. Sobre todo en la esfera de lo público. La participación social es un derecho humano esencial de toda persona. Una sociedad puede considerarse democrática cuando todos sus ciudadanos y ciudadanas participan, al contribuir al cumplimiento de otros derechos. Hoy en día la participación social se entiende:

  • Como una posibilidad de configuración de nuevos espacios sociales.
  • La inclusión de actores sociales en los movimientos sociales, en organizaciones gubernamentales y no gubernamentales.
  • Como la presencia en la esfera pública para reclamar situaciones o demandar cambios.

Movimientos sociales

Los movimientos sociales han sido tradicionalmente las fórmulas habituales de la participación social. Aunque el auge de estos movimientos sociales ha disminuido considerablemente con la integración de muchos de ellos dentro de partidos políticos. Estos que o bien se han generado a partir de estos movimientos sociales. Han incorporado en sus bases a los protagonistas de los movimientos sociales. Incluyéndolos como una de las reivindicaciones de sus programas políticos.

Una de estas situaciones se produjo en Brasil, con la absorción de los movimientos sociales por parte del Partido de los Trabajadores (PT). Incorporó a muchos dirigentes de los movimientos sociales y ONG. También se puede indicar el caso del movimiento 15-M en España, cuyas reivindicaciones fueron integradas por un gran número de nuevos partidos políticos. A su vez, se fueron aglutinando en torno al partido PODEMOS, por la mayor exposición de sus líderes en los medios de comunicación.

Otra de las fórmulas de participación social son las organizaciones no gubernamentales (ONG). Estas son organizaciones privadas independientes y sin ánimo de lucro, que están generalmente vinculadas a proyectos sociales, culturales, de desarrollo. Además de otros que generen cambios estructurales en determinados espacios, comunidades, regiones o países. Las ONG prestan servicios de utilidad pública, sin suplantar la labor de los gobiernos y promueven la participación y autogestión de las comunidades a las que apoyan.

Tipos de ONG

Los principales enfoques sobre la función social de las ONG, son:

  • Asistencial: que prestan asistencia a miembros de poblaciones vulnerables.
  • Servicios: que complementan las políticas públicas en sectores como la salud, educación o empleo, entre otros.
  • Desarrollo social: que combaten problemas como la pobreza, la exclusión, la inequidad, la desigualdad y otros de índole estructural.

Cabe destacar que, aunque hay una parte de la población que percibe a las ONG como movimientos de resistencia social, quizás debido al gran protagonismo de Greenpeace en su lucha por el medioambiente, la gran mayoría de estas organizaciones pueden extender concepciones sociales hegemónicas al mimetizarse con las ideologías de las entidades que les proporcionan los recursos que requieren.

Las Asociaciones Vecinales

También denominadas Asociaciones de Vecinos, representan la organización de las personas que conviven en una comunidad, puede ser un barrio, un distrito o un municipio, es decir una agrupación urbana. Su origen puede estar en la resolución de un problema específico en la comunidad. Aunque se generan mayoritariamente para lograr el desarrollo de la calidad de vida de comunidad en todos los ámbitos: el urbanismo, la limpieza, la salud, la movilidad, el medio ambiente, las libertades sociales o la educación, entre otras.

Dentro de la Participación Social, se puede hacer referencia a la Participación Comunitaria, como el conjunto de acciones desarrolladas por diversos sectores de la población de una misma comunidad, en la búsqueda de soluciones a sus necesidades específicas. Las relaciones de los individuos que forman parte del grupo comunitario se establecen en función del problema planteado, al que buscan solución mediante un proyecto de desarrollo de mejoras o cambio de la situación.

La participación comunitaria trata de mejorar el bienestar de los miembros de la comunidad mediante valores que le son propios, que supone que pueden ser resueltos de manera endógena, por lo que se ajustan a su entorno y características, y que pueden ser sostenibles en el tiempo.

Concepto de participación Ciudadana

Es el conjunto de acciones o iniciativas que pretenden impulsar el desarrollo local y la democracia participativa mediante la integración de la comunidad en el ejercicio de la política. Se basa en la utilización de distintos mecanismos para que la población tenga acceso a las decisiones de las entidades gubernamentales sin necesidad de formar parte de la administración pública o de un partido político.

Es el derecho legítimo de todo ciudadano para intervenir en la gestión pública o en la toma de decisiones del gobierno, como forma de impulsar el desarrollo local y la democracia participativa. En la participación ciudadana, los ciudadanos se involucran directamente en acciones públicas, en las que se genera una comunicación entre la ciudadanía y los Estados.

Durante los últimos años se han potenciado los procesos de participación pública, como secuencia de identificación e incorporación de las preocupaciones, necesidades y valores de los distintos agentes en la toma de decisiones. La función participativa de los ciudadanos suele regirse por distintas leyes y normas de la Constitución de cada país, que deben garantizar un proceso de comunicación bidireccional para intercambiar información y fomentar la interacción de los agentes sociales con el equipo de gestores públicos del proyecto.

Este hecho determina la principal diferencia entre la participación ciudadana y la participación social, ya que esta última se produce exclusivamente en el plano social, mientras que la participación ciudadana presenta una intervención estatal. Los principales mecanismos gubernamentales para la participación ciudadana son: plebiscitos, referéndums, iniciativas populares, consultas ciudadanas, colaboraciones ciudadanas, rendiciones de cuentas, difusiones públicas, audiencias públicas y asambleas ciudadanas.

La participación ciudadana y el profesional como actor

En la actualidad la conformación de comunidades se hace presente cada vez con más frecuencia. Este fenómeno es estudiado de diferentes maneras, teniendo en cuenta diversos puntos de vista profesionales que permiten ejercer control sobre este. Uno de los principales implicados allí es el profesional de comunicación y periodismo, con enfoque en el ámbito social.

En TECH Universidad Tecnológica, se realizan constantes actualizaciones para brindar cada vez más calidad en su portafolio educativo. Este es el caso de su Facultad de Comunicación y Periodismo, donde es posible hallar especializaciones tales como la Maestría en Comunicación de Empresas de Moda, Belleza y Lujo y la Maestría en Investigación Periodística y Reporterismo en Televisión.

Sin embargo, ninguna de ellas se acerca tanto a la temática general como la Maestría en Dirección de Marketing y Comunicación Política. En tan solo un año el profesional dominará esta área al punto de convertirse en un experto.

Artículos relacionados

1 /

Compartir