Documentación en periodismo deportivo
La documentación en periodismo deportivo comprende las diversas maneras en las que el profesional debe buscar información y fuentes acerca de este campo.
facultad de periodismo y comunicación
mar. 29 de jun. 2021
0

En los últimos años ha cambiado la forma de documentarse, es decir, de informarse. Inmersos en la llamada sociedad de la información y con la herramienta que ofrece internet para facilitar la tarea de búsqueda de fuentes documentales. El periodista tiene a su alcance una cantidad ingente de información y una facilidad asombrosa para obtenerla de forma gratuita en la mayor parte de las ocasiones. Lo que puede suponer un avance y una gran ventaja, también puede convertirse en un hándicap, ya que esto genera nuevas necesidades informativas a los profesionales de la comunicación, como la dificultad de controlar la información. La documentación en periodismo deportivo hace parte de ello también.

Esto hace que cada vez sea más necesario conocer las técnicas documentales que permitan manejar toda esa información. En el periodismo deportivo, saber dominar la búsqueda de las fuentes es crucial. Esto para obtener de forma eficaz, rápida y exacta la información que se busca. A esto se suma que el periodista deportivo debe dominar las diversas áreas con las que se interrelaciona el deporte. Es decir, que deberá estar bien informado y, por ende, documentado de diversas materias; solo en ese momento estará en condiciones para iniciar esa búsqueda de información o documentación.

La documentación en la búsqueda de información para el periodismo

Desde hace algunos años y ahora más que nunca en la llamada sociedad de la información, también denominada de la saturación informativa, al periodista le es cada vez más difícil controlar la información. Le resulta cada vez más necesario conocer las técnicas documentales que le permitan tener el control y el manejo de esta.

A esta y otras cuestiones relacionadas hace referencia la Dra. Ángeles López Hernández, profesora de documentación Audiovisual, Periodística e Informativa del Departamento de Periodismo de la Universidad de Sevilla, en su publicación “La documentación, herramienta básica del periodista y del comunicador”, en el que desvela las principales funciones de la técnica documentalista al servicio de la investigación en información periodística.

En palabras de la doctora, la documentación proporciona los conocimientos básicos que se precisan para emprender con eficacia una búsqueda documental; a dónde acudir y qué soportes documentales interesa particularmente manejar (libros, revistas, documentos audiovisuales, etc.). También, a través de esta disciplina, es posible llegar a conocer las técnicas más apropiadas a seguir en el tratamiento de los diferentes documentos que van pasando a formar parte del archivo personal.

Dicho en otros términos, la documentación enseña a clasificar, organizar, resumir y extraer las palabras claves (indización) de los mensajes de la manera más eficiente y útil. Esto facilitando y agilizando la recuperación de las informaciones en el momento preciso –presente o futuro-. Estos en que son necesarias para realizar con eficacia, rigor y calidad un trabajo. En los últimos tiempos está cambiando a pasos agigantados el rol de usuarios de documentos.

Las nuevas tecnologías de la información y la cada día más imperante necesidad de los investigadores y profesionales de la comunicación de estar bien informados (documentados) se han convertido en dos fenómenos estrechamente interrelacionados.

¿Cómo y dónde buscar información?

Para López, el primer requisito básico para iniciar una búsqueda rápida y eficaz de información es perfilar con la mayor exactitud posible la demanda. La provisión de fuentes se simplifica si esta se restringe a un único campo de conocimiento. No obstante, se ha de tener en cuenta que las diversas áreas de información periodística están basadas o dependen sustancialmente de otras materias más generales o específicas. Según los casos, de las que se ha de tener también conocimiento; lo que obliga al investigador y al profesional del periodismo a contar con una colección más abarcadora de lo que en principio pudiera plantearse.

El periodista deportivo, por ejemplo, deberá estar bien informado, no solo de lo relacionado estrictamente con su materia, sino también de otros ámbitos colindantes con la misma. Pueden ser la economía, la política social y regional o la cultura y el entretenimiento. Dicho de otro modo, el periodista debe tener muy claro cuáles son los temas o las materias sobre las que necesita estar bien informado. Por ende, estar documentado para desarrollar con total eficacia su trabajo periodístico. Solo en ese momento estará en condiciones para iniciar su búsqueda y recuperación de los documentos.

Además, es necesario que el profesional de la comunicación sepa activar su actitud crítica, decidiendo qué bases de datos se ajustan mejor a su perfil de búsqueda. Por otro lado, qué documentos, de los proporcionados por dichas bases, responden más claramente a sus necesidades informativas. En definitiva, y frente a toda la maraña de información con la que se puede enfrentar cada vez que investiga, la única salida es saber buscar. Es decir, conocer y dominar la estrategia de búsqueda documental.

El proceso de búsqueda de información

Es posible afirmar que los tres requisitos indispensables para saber -y poder- buscar información eficazmente son:

En primer lugar, conocer qué tipos de fuentes de información existen, puesto que al profesional de la comunicación no le basta –o no le ha de bastar- con tener un archivo de recortes de noticias (fuentes periodísticas), por muy completo que este sea. Una clasificación general de las mismas -en función de la procedencia y origen de la información- podría ser la siguiente:

  • Fuentes directas de información (personales u organizacionales), siendo la forma de transmisión del conocimiento normalmente oral (por medio de la entrevista, de ruedas de prensa, de charlas en actos públicos, etc.)
  • Fuentes documentales, de transmisión escrita, dentro de las cuales se pueden destacar esencialmente las siguientes:
    • Obras de referencia de información directa (Se trata de bibliografías especializadas, que suelen cubrir todo lo publicado en el mundo acerca de una determinada área temática o disciplinar).
    • Fuentes primarias: manuales, compilaciones, monografías.
    • Publicaciones periódicas (revistas y diarios).
    • Documentos audiovisuales (videográficos y fílmicos), sonoros y fotográficos.
    • Literatura gris, un buen ejemplo de “literatura gris” son las tesis doctorales.

De todas estas fuentes citadas, el buscador habrá de decidir cuáles le interesa manejar y, a su vez, a cuáles le interesa acceder, en función de que resulten más o menos apropiadas e idóneas para obtener, en cada caso, la información que precisa.

  • En segundo lugar, para saber dónde localizar dichas fuentes de información es necesario, a su vez, conocer los diversos centros de documentación existentes en el entorno.
  • En tercer lugar, una vez conseguidos los documentos que son útiles, es necesario saber tratarlos adecuadamente para aprovechar de ellos la información esencial.

La documentación para el periodista especializado

Las fuentes documentales son imprescindibles para contextualizar, explicar, interpretar y valorar una noticia. Sea cual sea la modalidad de periodismo en que ejerce su actividad, las necesidades documentales del periodista especializado se satisfacen, fundamentalmente, a través de los gabinetes de prensa de los organismos e instituciones relacionados con su especialidad y de los servicios de documentación de sus empresas informativas, además de consultar obras de referencia generales, acudir a fuentes especializadas en su materia y de tener su propio archivo o base de datos.

Los periodistas y sus fuentes de información se necesitan mutuamente. En ocasiones, el periodista especializado se transforma, consciente o inconscientemente, en altavoz de las instituciones que le proporcionan información. En estos casos, más que nunca, el periodista debe contrastar la información con fuentes documentales fiables.

El profesional en periodismo deportivo

En TECH Universidad Tecnológica se oferta un amplio portafolio educativo enfocado en la alta calidad. Ejemplo claro de ello es su Facultad de Comunicación y Periodismo, donde se pueden hallar especializaciones tales como el Máster en Periodismo Multimedia y el Máster en Periodismo Internacional. Sin embargo, para aquel profesional enfocado en los deportes y su cubrimiento, no cabe duda que su mejor opción será el Máster en Periodismo Deportivo.

Artículos relacionados

1 /

Compartir