Las energías limpias
Las energías limpias hacen parte de buscar alternativas a la energía eléctrica, reduciendo así el impacto ambiental.
facultad de ingeniería · edificación
lun. 01 de mar. 2021
0

El choque medioambiental que se vive en estos años es el resultado del mal manejo que los seres humanos hemos dado a los recursos naturales. La constante contaminación y la exigencia de diferentes recursos produce cambios drásticos en el ambiente del planeta. Por esta razón, los profesionales de diversas áreas buscan soluciones a diario con el fin de amortiguar el impacto ambiental. Las diferentes Facultades de Ingeniería por ejemplo, se centran en apoyar e incentivar los proyectos de su alumnado con el fin de aportar a esta problemática. Las energías limpias son uno de los más grandes avances en esta área, veremos en el presente artículo las razones.

En el presente tema se estudiarán y valorarán ciertos conceptos que ayudarán a identificar la importancia que tiene, a nivel usuario, el consumo de energía. Otro punto relevante es el estudiar si a nivel social se tienen conocimientos generales de la tecnología de energías limpias y sin emisiones. Es crucial el conocimiento de un servicio tan importante como es la energía en sus diferentes formas; identificar bien estos conceptos ayudarán tanto al profesional como al usuario a ser conscientes del impacto en dicho uso. De esta forma se podrá optar por decisiones tan competentes como el uso correcto de la energía.

La energía en la vida diaria

La vida actual de cualquier persona no se concibe sin el uso de la energía, en particular de la energía eléctrica. Cada día está condicionado por numerosos factores que precisan de este consumo energético; desde los electrodomésticos de los hogares, que están constantemente enchufados a la red eléctrica (como refrigeradores o los aparatos de red de internet), hasta aquellos que se utilizan de forma puntual. Prácticamente se usan todos los días, entre ellos están los electrodomésticos menores de uso culinario (cafeteras, horno, microondas, etc.).

Hay que incidir en que la particular familia que forma este segundo grupo de dispositivos electrónicos de uso diario está creciendo. Casi cada año llegan a las vidas personales pequeños objetos que siempre se han utilizado, pero ahora llegan en su versión electrónica. Así pues, aparte del teléfono móvil o del ordenador, ahora también se hace uso de relojes inteligentes, ebooks, patinetes, cepillos de higiene bucal, etc.

Todos ellos, para su utilización, requieren el uso de la electricidad, una energía que antes no se consumía. Puesto que una vez fabricados los objetos se hacía uso de ellos sin más y ahora sí se hace necesaria. Estos nuevos conceptos de tecnología se implantan en el día a día de forma muy rápida y, además, han llegado para quedarse. Es casi seguro que con el paso de los años se contará con una mayor oferta de estos dispositivos que, por supuesto, se irán creando y adaptando según las necesidades sociales.

Es por eso que en muchos aspectos no será posible reducir el consumo energético. Ya es conocido por todos que la generación de electricidad en el mundo es la industria más contaminante de todo el planeta. Sin embargo, la electricidad es necesaria y su generación no puede ser paralizada.

Alternativas de uso confiable

Por ello es más que necesario conocer qué alternativas de energías limpias y sin emisiones harían más fácil este proceso. No se puede dejar de consumir electricidad, pero lo que sí se puede hacer es utilizarla bien y cuando sea realmente necesario. Este hándicap conceptual y la falta de conocimiento del modelo energético hacen que en su mayoría no se prioricen actividades o alternativas sin tanto consumo eléctrico. No es igualmente eficiente consumir energías limpias que consumir menos energía

El conocimiento social de las energías limpias

Las energías renovables, como concepto, se llevan estudiando por décadas y ya son conocidas por todos. Siendo un profesional de la ingeniería o no, todo el mundo a mayor o menor escala comprende que el renovable es un modelo de tecnología que ofrece energía eléctrica sin consumir combustibles fósiles. Bien sea por concientización o por pertenencia a diferentes generaciones, son cada vez más los usuarios interesados en conocer un poco más qué opciones son accesibles para adoptar un modelo más sostenible en los hogares.

A pesar de que se cuenta con más conocimiento de la tecnología, más concientización social y más asesoramiento por parte de profesionales, son aún muchos los que no contemplan el adaptar su ritmo a la mentalidad renovable. Desafortunadamente, aun contando con grandes fuentes de información en la actualidad, los inconvenientes de las energías renovables se abren paso y pertenecen siempre a los primeros puestos a la hora de plantear nuevas opciones. El crecimiento económico manda en muchos aspectos, pero si cabe en cuestiones de tecnología es aún más ambicioso.

El cambio a lo que en su día fueron tecnologías menos rentables fue bastante reticente por parte de gobiernos y grandes inversores; de hecho, lo sigue siendo, solo que en la actualidad es más un problema del tipo “salir de la zona de confort”. Es esta barrera la que tiene que cruzar el interés social por las energías renovables. Es muy importante que la cultura renovable se preste a todos los niveles, de tal manera que haya posibilidades de adaptación tanto para grandes potencias como para pequeños usuarios.

El conocimiento

En primer lugar está el conocimiento: el informarse, el saber qué ofrecen estas tecnologías limpias y en qué se basa su funcionamiento. Es preciso que prime la información científica a la comercial. En este supuesto, el conocimiento técnico por parte de uno mismo es esencial, pero también lo es el conocer ciertas áreas especializadas para saber también a qué profesionales acudir.

Actualmente se cuenta con una gran cantidad de profesionales excelentemente preparados. Saber acceder a ellos y conocer sus diferentes áreas de especialización es también clave a la hora de tomar decisiones acertadas sobre el futuro consumo energético. Con este conocimiento se pueden tomar decisiones y, sobre todo, priorizar opciones.

La adaptación

Como un segundo ítem a incluir se podría considerar el nivel de adaptación. Valorar adaptarse al uso de tecnologías de generación limpias por parte de grandes empresas o fábricas que cuenten con la logística apropiada, incluso con la solvencia económica necesaria para la inversión inicial, puede ser una opción más viable que para aquella familia que no cuente con medios o que, incluso, conviva en un edificio con una comunidad que no se preste a ello.

A nivel social son muchos los comentarios que hacen referencia a la poca disposición por parte de políticos y otros grandes organismos públicos. Comentarios del tipo “que prediquen con el ejemplo, que no usen coches oficiales, que pongan ellos las placas, etc.”, son respuestas estándares que, por lo general, provienen de personas que tampoco se prestan a protagonizar un gran cambio en su logística habitual.

Aportes profesionales en las energías limpias

En los tiempos actuales se ha hecho necesario que se busquen nuevas e innovadoras soluciones a la escasez de recursos que se hace más y más presente con cada día. Por ello se buscan nuevos métodos sobre como preservar y proteger el medio ambiente y todo lo que lo conforma. Los profesionales de diversas áreas hoy en día buscan aplicar el desarrollo sostenible en todos los ámbitos posibles, pero esto requiere de una instrucción capacitación concreta.

Afortunadamente, existen herramientas virtuales para estos profesionales. TECH Universidad Tecnológica, en su papel de la universidad más grande del mundo diseño la Facultad de Farmacia. En ella es posible hallar especializaciones de alta calidad tales como la Maestría en Ingeniería Mecánica y la Maestría en Ingeniería Naval y Oceánica.

Por otro lado, si el profesional se encuentra en la búsqueda del dominio del área de energías renovables, sin duda la especialización indicada es la Maestría en Ahorro Energético y Sostenibilidad en la Edificación.

Artículos relacionados

1 /

Compartir