El estado ideal y sus formas históricas
La influencia espartana que poseen las obras de Platón también hacen parte del estado ideal, así como sus formas históricas.
facultad de humanidades · filosofía
lun. 07 de jun. 2021
0

El presente artículo tiene como principal objetivo exponer el pensamiento político de la República y las Leyes, dos de las historias más leídas e interpretadas de Platón. La influencia espartana que poseen estas obras, así como los elementos criticados en la historia de la filosofía, también hacen parte del estado ideal expuesto por el filósofo mencionado.

Rasgos metodológicos

Platón escribió dos obras dedicadas específicamente a la política:

  • La República, una magnífica obra que sintetiza todo el pensamiento platónico en todas sus manifestaciones y ramas de la filosofía. Consta de diez libros.
  • Las leyes, una de las últimas obras del filósofo ateniense, en la que analiza y propone cuáles son las leyes indispensables en una ciudad. Consta de doce libros.

De las dos ya mencionadas, la primera es la que más se ha leído y reinterpretado a lo largo de la Historia. También es la que más se ha citado y la que más controversia ha generado por algunos postulados y por ciertas opiniones bastante particulares del filósofo ateniense. Por el contrario, las Leyes es una de sus obras que menos se ha leído a lo largo de la Historia de la filosofía. Muy rara vez se le cita, pese a que sea una obra de mayor madurez y de un contenido excepcional en materia filosófica.

Objetivos de la República

La República tiene un objetivo muy simple: exponer qué es la justicia como virtud. Pero, para poder lograr tal cometido, es importante exponer la manera en la que ésta se manifiesta en una ciudad. Por este motivo es necesario imaginar una ciudad ideal que cumpla con todos los requisitos indispensables para que una virtud como la justicia, que será entendida como “dar a cada uno lo que le corresponde”, sea evidente. Es así como Platón hace la exposición de la ciudad ideal, a la vez que también inaugura el género filosófico de las utopías políticas. Es a partir de nuestro autor que será muy común exponer cómo ha de ser la mejor ciudad.

Influencia espartana

Sin embargo, el Estado ideal descrito en la República tiene una fuerte impronta espartana. Esparta fue una ciudad que siempre ganó admiración y adeptos entre otros griegos de distintas ciudades, uno de ellos fue Platón. El motivo de esto principalmente se debe a la valentía y eficiencia de sus soldados, producidas por sus métodos poco ortodoxos de educación. Se sabe, por ejemplo, que los espartanos tenían una muy dura disciplina castrense en los niños con el único propósito de crear ciudadanos virtuosos en tanto que fueran fuertes y disciplinados ciudadanos.

Otro elemento característico de la educación espartana consistía en dar un poco más de libertades a las mujeres para que éstas pudieran engendrar hijos fuertes que a la postre se convertirían en ciudadanos ejemplares. Estos dos elementos, como veremos más adelante, son dos pilares fundamentales en la educación platónica propuesta en su República.

La escala social

Una de las tesis más representativas de Platón en materia de política consiste en que, mientras los filósofos no sean gobernantes o que los gobernantes no tengan educación filosófica, no se podrá hablar de una ciudad justa.

Los guardianes serán una escala social encargada solamente de proteger la ciudad de cualquier amenaza de invasión. Estos guardianes sólo se dedicarán a ser buenos soldados con la mejor preparación física, como los ciudadanos espartanos que ya se mencionaron. Su objetivo no es invadir a otras ciudades, sino sólo proteger y mantener el orden en la ciudad. Una innovación de Platón consiste en que la mujer puede pertenecer a esta clase social, pues tiene las mismas facultades físicas que el hombre. Incluso puede llegar a ser tan eficiente en la batalla como un varón.

La tercera escala social está conformada por los artesanos, quienes son los encargados de producir los utensilios y de realizar las actividades básicas para que la ciudad logre salir adelante.

Las mencionadas clases sociales están justificadas en un mito de fundación: un componente esencial en la filosofía política de Platón. Este mito establece que existen tres tipos de hombres: dorados, plateados y de bronce. Cada uno está destinado a desempeñar una labor en el Estado Ideal.

El filósofo Rey

Platón también hace un análisis de las formas de gobierno existentes para poder ofrecer cuál es la mejor de todas en función de cuál sea la cualidad primordial del o los gobernantes que administren la ciudad. De esta manera, considera que la monarquía es la mejor forma de gobierno, siempre y cuando el monarca sea filósofo: un hombre justo y virtuoso. En la misma sintonía, Platón considera que la aristocracia, entendida como el gobierno de los mejores, puede ser también la mejor forma de gobierno. Es decir, que no importa si es uno o son muchos los que gobiernan una ciudad, sino que sólo es importante que él o ellos sean filósofos.

La idea de un filósofo rey ya empieza vislumbrar en la obra temprana de Platón. Así pues, también es de suma importancia mencionar que el pensamiento político siempre tuvo un lugar especial en la filosofía platónica, incluso en sus producciones tempranas.

Formas corruptas de gobierno

Platón menciona que hay otras formas de gobierno que provienen de la corrupción de los hombres: la timocracia, la oligarquía, la democracia y la tiranía. Cada una de ellas, al estar fundamentada en un elemento que no necesariamente es virtuoso, provoca que la forma de gobierno no sea la mejor: en el caso de la timocracia, los gobernantes son los hombres valientes y guerreros. Sin embargo, su problema consiste en que tienden a caer en la codicia y en la ambición, lo cual da paso a la oligarquía.

La oligarquía es el gobierno de los hombres más acaudalados y adinerados. Ellos, al estar más preocupados en aumentar su riqueza que en la virtud, se despreocupan por la buena educación. Otro problema de la oligarquía es que crea una división social muy fuerte entre ricos y pobres, provocando el aumento de los segundos y la disminución de los primeros. Incluso muchos de los acaudalados llegan a ser pobres al dilapidar sus fortunas por no tener la virtud como principal componente de su constitución ética. Cuando los pobres ya son tantos y empiezan a tener cada vez más injerencia en los temas de política, desplazan a los oligarcas y surge el gobierno de todos, conocido como democracia.

La democracia, contrario a lo que pensamos hoy en día, es para Platón una de las peores formas de gobierno. Para él, la democracia tiene el problema de que las decisiones son tomadas a partir de estados pasionales y no a partir de la razón. Esto provoca que las democracias hagan actos incorrectos que no se razonan bien, como por ejemplo la ejecución de Sócrates. Además, la democracia, por el mismo motivo de ser extremadamente pasional, puede provocar que un individuo se aproveche de tal condición para llegar al poder. A esta persona se le denomina como el tirano.

El tirano, ya en el poder, lo mantiene y no lo deja ir. La tiranía es la peor forma de gobierno ya que no está fundamentada ni en la virtud ni en la razón, sino que lo está en los vicios y en las pasiones. Es decir, el tirano toma todas las decisiones en búsqueda de su beneficio personal y nunca en el beneficio del Estado. El tirano, en cambio, no sólo representa al peor modo de gobierno, sino que también es el hombre más infeliz.

Las páginas negras de Platón

Platón ha recibido las críticas más fuertes en esta obra. No es para menos si tomamos en cuenta muchas cosas:

  • El rey filósofo tiene permitido mentir si es en beneficio del Estado.
  • Los guardianes formarán una sociedad en la que no tendrán propiedades ni familia, pero tendrán que reproducirse entre ellos mediante un sorteo manipulado para que los mejores tengan hijos con las mejores.
  • Las clases sociales son hereditarias. Si eres hijo de un zapatero tendrás que ser zapatero, pues no se está permitido cambiar de oficio familiar ni mucho menos ascender en la escala social.

El compendio de aprendizajes que TECH Universidad Tecnológica ha recopilado para ti se configura como un aprendizaje de alto para los profesionales de la filosofía. Este es el ejemplo del Máster en Epistemología y Filosofía de la Ciencia y el Máster en Filosofía y Teoría de la Sociedad.

Así mismo, el Máster en Historia de la Filosofía e Historiografía te permitirá adquirir la visión global de los desarrollos que el pensamiento filosófico ha desarrollado a lo largo de la historia. También te ayudará a realizar un análisis contextual del momento actual por medio de la tecnología educativa 100% online de TECH.

Artículos relacionados

1 /

Compartir