Niveles de evidencia científica
Los niveles de evidencia científica hacen parte del adecuado desarrollo de los estudios clínicos mediante la clasificación de las evidencias.
facultad de farmacia · nutrición para farmacia
mié. 29 de dic. 2021
0

En la historia se han estudiado algunos principios y bases de la epidemiología nutricional y de la investigación nutricional para poder entender los diseños de los estudios necesarios en el campo de la nutrición genómica y de precisión. Se hablará con mayor detalle de los niveles de evidencia científica que determinan la calidad de todos los estudios. En este caso, se enfoca en estudios de nutrición, concretamente en estudios de nutrición genómica y de precisión.

De todos modos, los niveles de evidencia científica permanecen los mismos y hay que tenerlos muy presentes a la hora de evaluar los diferentes datos. La evidencia de solidez científica en un estudio significa la capacidad que tienen los resultados de ese estudio de generar o probar una hipótesis etiológica. Esto en el establecimiento de una asociación causa-efecto. Es decir, la solidez científica representa la medida con la cual se puede confiar en que un determinado factor de riesgo. Por ejemplo, la nutrición o un polimorfismo en concreto esté asociado con la probabilidad de que se desarrolle una enfermedad específica como diabetes tipo II o fenicetilnuria.

El método epidemiológico puede ser representado como una pirámide de tres niveles:

  1. En la base se representa el nivel inferior donde hay la mayor cantidad de estudios de la epidemiología descriptiva.
  2. El medio se encuentra la mayor parte de los estudios observacionales de la epidemiología analítica.
  3. En la cúspide de la pirámide se representa el nivel superior formado por estudios de la epidemiología experimental. Esta podría ser considerada también parte de la epidemiología analítica.

Clasificación de los estudios epidemiológicos

Los estudios epidemiológicos, desde su origen, han sido clasificados de acuerdo con diferentes criterios. La diferencia esencial entre ellos consiste en que en los estudios experimentales, las condiciones bajo las cuales se lleva a cabo el estudio están controladas por los investigadores; mientras que en los estudios observacionales no existe ningún tipo de control.

No todos los conocimientos que provienen de los artículos científicos publicados poseen el mismo impacto y valor. Esto sobre la toma de decisiones en materia de salud, mucho más cuando interesa el campo de la nutrición donde su papel puede ser más preventivo. Por ello, es necesario saber evaluar la calidad de la evidencia. Esto significa tener unos criterios homogéneos para poder evaluar la validez de los hallazgos en cada metodología aplicada, garantizando un acercamiento a la veracidad científica.

Dado que esa veracidad científica puede y debe traducirse en recomendaciones para el público general, especialmente en el campo de la nutrición, la valoración crítica de los estudios permite aplicarlas o no y hasta que punto en la práctica clínica.

Resulta importante señalar, en este momento, que no todos los diseños tienen el mismo poder para llegar a formular una recomendación. Con mayor motivo un mismo diseño de investigación puede tener un nivel de evidencia y grado de recomendación diferente. Esto según el escenario clínico o ámbito de la práctica clínica que corresponda. Hay unos grados de recomendación para intervenciones de prevencion según el Canadiese Task Force Revitalization Process (CTFPHC).

Evidencia con base de datos

Para la formulación de esos grados de recomendaciones se ha usado un orden establecido por letras del abecedario donde las letras A y B indican que existe evidencia para ejercer una acción (se recomienda hacer); D y E indican que no debe llevarse a cabo una maniobra o acción determinada (se recomienda no hacer); la letra C indica que la evidencia es “conflictiva”, es decir, que existe contradicción; y la letra I indica insuficiencia en calidad y cantidad de evidencia para establecer una recomendación.

Hay otra la clasificación de los niveles de evidencia según el diseño de los estudios utilizando la numeración latina de I a III, disminuyendo en calidad según se acrecienta numéricamente. Como todos los sistemas de clasificación, este presenta algunas debilidades como las siguientes:

  • No abarca todas las dimensiones de la problemática de la “prevención” respecto a las condiciones particulares de quienes son sujeto de la aplicación de medidas preventivas.
  • En su análisis no se incorpora el ámbito financiero para la factibilidad de las intervenciones preventivas.
  • La propuesta solo se basó en población canadiense, por ende, el uso de las recomendaciones solo puede ser extrapolada a poblaciones similares a esta. Por tal motivo, esta propuesta tiene un inconveniente. El mismo está relacionado con su validez externa que ha de ser valorado al momento de pretender aplicarla en otros escenarios; de lo contrario se corre el riesgo de incurrir en esfuerzos económicos con resultados erráticos.

Las anteriores fueron las primeras clasificaciónes realizadas en 1979 por la Canadian Task Force on the Periodic Health Examination. Misma que fue adaptada en 1984 por los Estados Unidos.

Regulación del campo de la nutrición genómica y de precisión

En el campo de la nutrición, los agentes regulatorios junto con las guías oficiales en las diferentes regiones y países juegan un papel fundamental para la correcta y precisa aplicación de todo ese conocimiento en la práctica clínica. El campo de la nutrición genómica y de precisión es un campo relativamente nuevo con muchos sub-campos que van creándose. Hay una intensa actividad científica para poder responder de manera precisa y definitiva en las preguntas:

  • ¿Qué se debe comer?
  • ¿Por qué a esa persona le funciona esta dieta y a esa otra no?

Tal y como pasa con todo lo nuevo en la ciencia, los datos tienen que confirmarse y validarse por colegas en diferentes grupos y países, llegar a consensus y publicarse respondiendo a los hábitos y las características de cada población. Como se vio en el tema 5, hay diferencias entre la nutrición comunitaria y la nutrición de precisión, precisamente a la hora de elaborar las guías oficiales. El trabajo de los agentes regulatorios es precisamente trabajar en esas diferencias y poder encontrar la solución media para cumplir ambos objetivos: 1) precisos e individualizados y 2) comunitarios.

La regulación en el campo de la nutrición genómica y de precisión todavía está en sus primeros pasos. En este momento no existe una única autoridad u organización nacional o internacional encargada de regular los avances de la nutrición genómica y de precisión, y de poner las pautas y la guías oficiales tanto para el público general como para los profesionales de la salud. Hasta el momento existen diferentes asociaciones, centros e iniciativas científicas que cumplen con ese rol de la manera que pueden. El ¨Precision nutrition plate¨ es una presentación esquemática de los principales factores a considerar cuando se refiere a la nutrición de precisión.

Pruebas clínicas en el desarrollo farmacéutico

El desarrollo de los diferentes medicamentos y el estudio de las enfermedades existentes y las nuevas que aparecen es una tarea compleja que hace parte de las funciones del profesional en farmacia. Por esta razón recae en él una gran responsabilidad en cuanto a este tipo de estudios, y es por ello que se hace presente la necesidad de la especialización académica constante.

TECH Universidad Tecnológica se posiciona actualmente como la mayor universidad virtual del mundo. Por ello la misma cuenta con altos estándares de calidad educativos, permitiendo que cada uno de sus egresados cuente con amplios conocimientos en su campo. En su Facultad de Farmacia se desarrollan programas como el Máster en Asesoramiento Nutricional Clínico Pediátrico en la Farmacia Comunitaria y el Máster en Atención Farmacéutica en Dermatología en la Farmacia Comunitaria. Por otra parte, para aquellos profesionales que buscan dominar el área de la nutrición con énfasis científico, no cabe duda que su mejor opción será tomar el Máster en Nutrición Genómica y de Precisión.

Artículos relacionados

1 /

Compartir