Meningitis bacteriana
La meningitis bacteriana es una enfermedad que ataca la médula espinal y el cerebro, siendo así mortal en muchos casos.
facultad de farmacia · infectología para farmacia
mar. 06 de abr. 2021
0

En la actualidad se han descubierto diversas enfermedades que afectan a la población poniendo en juego su salud y bienestar. Muchas de estas enfermedades requieren de atención inmediata, ya sea por un profesional especializado o mediante medicamentos regulados de forma continua. La meningitis bacteriana es una de estas enfermedades que suele aparecer en edades tempranas inflamando ciertas membranas de la medula espinal y el cerebro. Veremos más a fondo esta información en el presente artículo.

Antecedentes y justificación de la enfermedad

La enfermedad meningocica es un problema de salud pública. Así lo reflejan los datos de incidencia a nivel mundial con 500.000 casos nuevos anuales, que producen 50.000 muertes anuales. Lo anterior, con un porcentaje de pacientes con secuelas alrededor del 15%, si bien de los datos anteriormente comentados la mitad de los casos se concentran en el llamado cinturón subsahariano de la meningitis. A este respecto es importante recordar que el brote de serogrupo A, que en 1996 afectó a más de 250.000 personas con más de 25.000 muertos.

En los países de este entorno la incidencia se sitúa alrededor de un caso por cada 100.000 habitantes. El meningococo vive exclusivamente en la nasofaringe humana este dato es muy importante, ya que hace de la enfermedad meningocica, una enfermedad potencialmente erradicable. Habitualmente alrededor de un 10% de la población general suele ser portadora de meningococo (este porcentaje es mucho mayor en determinados colectivos cerrados como colegios mayores, cárceles o cuarteles). Otros factores relacionados con el aumento de riesgo de ser portador son el tabaco, la poca humedad ambiental y el contacto íntimo con portadores.

La prevalencia del estado de portador sufre oscilaciones importantes según la edad inferior al 1% en lactantes hasta un 25% en adolescentes. En la mayoría de personas el estado de portador es asintomático, ya que condiciona la producción de anticuerpos opsofagociticos. Suele durar desde días hasta meses, cuando se produce la enfermedad invasiva, esta aparece en un periodo breve de tiempo tras entrar en contacto con el meningococo, siendo este riesgo mínimo pasadas 2 semanas.

Historia de la enfermedad

Los determinantes antigénicos tienen una gran relevancia en la epidemiología y en la prevención y de este modo los polisacáridos capsulares que determinan el serogrupo del meningococo son el elemento más importante de la capacidad invasora del mismo. En función de la composición bioquímica del polisacárido capsular se han descrito 12 serogrupos A,B,C,E29,H,I,K,L,W,X,Y,Z de ellos A,B,C,W,X,Y.

Causan la inmensa mayoría de casos de enfermedad meningococica, de manera análoga a neumococo cada serogrupo tiene un comportamiento epidemiológico diferente muy pronunciado. El serotipo viene determinado por la porina B (que es una porina selectiva de aniones) y que está presente en todos los meningococos.

El serosubtipo viene determinado por la porina A. Se encuentra en la mayoría de aislamientos de meningococo, su relevancia viene de la mano de su gran capacidad como inductor de respuesta inmune. Su gran variabilidad hace que se utilice para la clasificación de los meningococos. Sus variantes se nombran por el prefijo P seguido de la variante VR1 y de la VR2 separadas por una coma. Así la cepa que produjo la epidemia en 1997 en España fue C: 2b: P1 2,5.

Debido a que meningoco tiene una gran facilidad para el intercambio de material genético, entre otros por el llamado “switching capsular”. Es por ello que la genomica es ya el presente en la clasificación de N. meningitidis, a través del MLST (multilocus sequence typing). Existe un limitado número de líneas clónales asociados a enfermedad invasiva son las llamadas cepas hipervirulentas actualmente las más frecuentes en este país son: la ST-266CC y la ST-213CC.

Distribución mundial de la enfermedad meningocica

Europa y España

Respecto a la situación epidemiológica en Europa y en España, comentar que existe una tendencia global a la reducción del número de casos con una tasa alrededor de 1/100.000 habitantes aunque existen diferencias entre los diferentes países debido a factores específicos como temperatura, implantación de calendarios vacúnales. El serogrupo B es el más frecuente, especialmente en aquellos países donde los calendarios de vacunación infantil tiene incluido la vacunación frente a meningococo C.

El resto de serogrupos representan un porcentaje muy bajo, pero a destacar el relevante aumento del serogrupo y, sobre todo en los países escandinavos. No existe ningún clon predominante como suele ser habitual en situaciones no epidémicas.

Hablando más concretamente del país, decir que también, se ha producido una importante disminución de la incidencia en los últimos años fundamentalmente a expensas del serogrupo C, aun así es importante destacar que la disminución por el serogrupo C no es tan intensa como en los países del entorno, esto puede sugerir que hay que mejorarla inmunidad de grupo realizando campañas de catch up o vacunación en grupos de edad que recibieron solo dosis durante los primeros 18 meses de vida. La disminución del serogrupo B durante los últimos años se ha estabilizado, posiblemente en relación con los ciclos naturales propios del mismo.

En España no se ha detectado un incremente destacable del serogrupo y como el comentado para los países escandinavos y Reino Unido.

África

En cuanto al resto de continentes destacar la situación del Africa Subsahariana en el denominado cinturón subsahariano de la meningitis, que comprende 26 países desde Senegal al oeste de Etiopia, donde el serogrupo a ha disminuido de manera importante en relación con las campañas de vacunación con vacuna conjugada contra el serogrupo A (Menafrivac) financiada por la fundación Bill y Melinda Gates vacunando fundamentalmente en Burkina Faso, Mali, Níger, Chat, Camerún y Nigeria.

Destacar también en relación con la vacunación contra el serogrupo A, el aumento del serogrupo W en 2016 sobre todo en Ghana y Togo (donde también, ha ocurrido un brote en 2017) por el mismo clon que el de Burkina faso de 2002 que es actualmente el predominante. Respecto al serogrupo X destacar también, su aumento, y el brote producido en Niger recientemente, siendo la vigilancia de este serogrupo importante, ya que actualmente no se dispone de vacuna contra él.

El profesional como actor contra la meningitis

Siendo esta enfermedad un problema de carácter social, se le ha dado prioridad en muchos casos buscando una cura que permitiera erradicarla completamente. A pesar de estos constantes esfuerzos aún no ha sido posible aliviar en su totalidad este padecimiento. Por suerte diversos profesionales dedican sus esfuerzos intelectuales a dar una pronta solución, y un alivio temporal a esta enfermedad. Dentro de este cuerpo de profesionales, actúan también aquellos enfocados en la farmacia, que desde dentro de las diversas comunidades buscan brindar bienestar desde su amplio saber y conocimiento.

TECH Universidad Tecnológica conoce que esta lucha requiere cada vez más y más profesionales correctamente capacitados para hacer frente a esta enfermedad. Por esta razón diseñó la Facultad de Farmacia, en la que es posible hallar especializaciones enfocadas en el éxito laboral y profesional, como son el Máster Nutrición Clínica en Farmacia y el Máster en Nutrición Clínica en Pediatría para Farmacia.

Por otra parte, para aquellos profesionales que buscan apoyar la lucha contra enfermedades como la revisada en el presente artículo, TECH brinda la opción de hacer parte de este cuerpo profesional mediante su Máster en Infectología Pediátrica para Farmacia. En ella, el profesional logrará dominar temáticas relacionadas en tan solo un año, y contando siempre con el acompañamiento de expertos en materia.

Artículos relacionados

1 /

Compartir