Nutrición y Alimentación Animal
La nutrición y alimentación animal se ha venido desarrollando desde la domesticación de los animales, para su reproducción y crecimiento.
facultad de nutrición · nutrición animal
jue. 28 de ene. 2021
0

La nutrición y alimentación animal se ha venido desarrollando desde la domesticación de los animales, sin embargo, es a Antoine Lavoisier (1743-1794) a quien se le considera padre de la nutrición, él estableció las bases químicas de la nutrición y afirmó que la vida es un proceso químico, introdujo el equilibrio y la termodinámica a los estudios de nutrición, incluso desarrolló un calorímetro en compañía de Pierre Laplace, el cual servía para determinar el calor específico de un cuerpo, un acercamiento a lo que después se denominaría caloría.

A nivel microeconómico permite interpretar indicadores productivos como composición del alimento, estructura de producción, interacción de forraje/ingesta de concentrados, lo cual permite una mejor programación de la producción de cultivos y animales con un seguimiento paralelo del comercio exterior (exportaciones/importaciones) gracias a una lectura adecuada del mercado, no solo en términos de estadísticas, sino también en términos de información sobre nutrición y alimentación animal.

Nutrientes: definición y características

Cuando un animal ingiere alimentos, aporta a su organismo los elementos químicos indispensables para la vida, esto es lo que se conoce como nutriente. Son materiales que, después de la ingestión, son capaces de ser digeridos, absorbidos y utilizados. En un sentido más general, se usa el término “alimento” para describir material comestible sin considerar la digestibilidad de este.

Debido a que los seres vivos dependen del alimento para sobrevivir, crecer y reproducirse, es importante conocer las sustancias químicas que los componen, las cuales se pueden agrupar en clases según su constitución, propiedades y función.

Tipos de nutrientes

Según la importancia que tienen dentro de las reacciones metabólicas del organismo en su conjunto, los nutrientes pueden ser:

  • Nutrientes esenciales: los que son vitales para el organismo, dado que no los puede sintetizar. Es decir, son las sustancias que deben ser obtenidas a partir de los alimentos o el ambiente. Estos pueden ser ácidos grasos esenciales, aminoácidos esenciales, algunas vitaminas y minerales que dependerán de la especie.
  • Nutrientes no esenciales: aquellos que no son vitales para el organismo y que es posible que se sinteticen a partir de moléculas precursoras (generalmente, nutrientes esenciales). Por tanto, no se requiere su inclusión en la dieta a condición de que cuente con las sustancias precursoras. Estas son producidas por el metabolismo del organismo.

En función de la cantidad necesaria para las células y organismos, se clasifican en:

  • Macronutrientes: se requieren en grandes cantidades diarias (habitualmente del orden de gramos). Estos nutrientes participan como base en los procesos metabólicos destinados a obtener energía. Incluyen proteínas, carbohidratos y lípidos. Son la base de toda dieta.
  • Micronutrientes: se requieren en pequeñas cantidades (habitualmente en cantidades inferiores a miligramos). Estos nutrientes participan en el
    metabolismo como reguladores de los procesos energéticos, pero no como sustratos. Son las vitaminas y los minerales.

Según su función, aunque un mismo nutriente puede realizar varias funciones, se pueden clasificar en:

  • Energéticos: lo constituyen aquellos nutrientes que proveen insumos para el funcionamiento del organismo, son nutrientes eminentemente energéticos los carbohidratos y los lípidos. Las proteínas, aun siendo plásticos, pueden usarse
    también como energéticos si hay carencia de los primeros en la dieta.
  • Plásticos o estructurales: sustancias formadoras de tejidos, lo constituyen lo que se denomina nutrientes plásticos, que son aquellos que forman la estructura
    del organismo ya se animal o vegetal, generalmente, son las proteínas y algunos carbohidratos.
  • Reguladores: lo forman aquellas substancias que permiten que el organismo los use correctamente y desarrolle sus funciones de modo adecuado. Se trata de substancias sin valor energético que actúan como reguladoras: son las vitaminas y determinados minerales, necesarios en cantidades muy pequeñas, pero imprescindibles para el correcto funcionamiento del metabolismo en general.

Basados en la constitución de plantas y animales, que suelen ser las principales fuentes de alimento, los alimentos poseen dos componentes básicos, que son
la materia seca y el agua. La materia seca es el resultado de la extracción del agua de un material a través de un calentamiento hecho en condiciones de laboratorio. La materia seca (MS) de los alimentos está compuesta por material orgánico e inorgánico, aunque en los organismos vivos no existe una distinción tan clara, ya que algunos compuestos orgánicos contienen elementos minerales como componentes estructurales, por ejemplo, algunas proteínas y lípidos pueden contener minerales en su composición. El componente principal
de la materia seca de un forraje son los carbohidratos, y esto es cierto para todas las plantas y muchas semillas. En cambio, el contenido de carbohidratos del cuerpo animal es muy bajo. Una de las principales razones de la diferencia entre plantas y animales es que, mientras que las paredes celulares de las plantas consisten en carbohidratos, principalmente celulosa, las paredes de las células animales están compuestas casi por completo por proteínas y lípidos. Además, las plantas almacenan energía, principalmente, en forma de carbohidratos como
el almidón y los fructanos, mientras que la principal reserva de energía de los animales es en forma de lípidos. La materia orgánica consiste en carbohidratos, lípidos, proteínas, péptidos pequeños, aminoácidos libres, ácidos nucleicos, otras sustancias nitrogenadas (por ejemplo, urea, amoníaco, nitrito y nitrato), ácidos orgánicos y vitaminas. 

La materia inorgánica está compuesta por minerales, a los que también se les suele llamar cenizas debido a que se mantienen luego de la incineración de la materia, el agua es una solución inorgánica también, debido a que, como todas
las sustancias inorgánicas carece de átomos de carbono en su composición química.

TECH Universidad Tecnológica ofrece este  Máster en Nutrición Animal para Nutricionistas diseñado para que aquellos profesionales de la Nutrición que deseen especializarse en este campo puedan acceder a una capacitación de calidad, que les garantice el éxito laboral, totalmente en línea. En TECH, además, disponemos de un Máster en Seguridad Alimentaria para Nutricionistas y un Máster de Microbiota Humana para Nutricionistas.

Artículos relacionados

1 /

Compartir