Bancos de leche humana
Los bancos de leche humana tienen beneficios y limitaciones en cuanto a su funcionamiento, selección de donantes y respectivos receptores.
facultad de medicina · nutrición clínica para medicina
mar. 27 de jul. 2021
0

El concepto de bancos de leche humana, así como su funcionamiento, la selección de donantes y sus respectivos receptores, evidencia los beneficios y las limitaciones de este recurso. Se trata de una alternativa importante en la nutrición pediátrica que somete a la leche a un procesamiento específico para garantizar su seguridad y la afectación positiva de este alimento.

Concepto

La leche materna (LM) es el patrón de oro para la alimentación y nutrición de los recién nacidos a término y prematuros. La leche de madre propia es la primera elección. Cuando no está disponible, la leche materna donada pasteurizada proporcionada por un Banco de Leche Humana es considerada la mejor alternativa para recién nacidos prematuros. Esto recomiendan la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Sociedad Europea de Nutrición, Gastroenterología y Hepatología Pediátricas (ESPGHAN) o la Academia Americana de Pediatría (AAP).

Los beneficios de la leche de madre propia son muy superiores. Debe priorizarse su disponibilidad, siendo el uso óptimo de la LMD cuando no existe leche de madre propia o es insuficiente.

¿Qué es?

Es un departamento o servicio cuyo objetivo es proporcionar leche materna donada (LMD) a aquellos pacientes que la precisen, con garantía de calidad y seguridad microbiológica. Los principios que regulan la donación de leche son los mismos que para la donación de otros órganos o tejidos: es anónima, voluntaria, altruista y la leche se distribuye exclusivamente bajo prescripción médica.

¿Cómo funciona el proceso de donación?

Se sigue el siguiente proceso:

  1. Selección de las donantes.
  2. Extracción y conservación de la LMD (congelación).
  3. Preparación de lote de LMD.
  4. Análisis de pausterización (micriobiológico y/o ph y/o nutricional).
  5. Pausterización Holder (30 minutos a 62,5ºC).
  6. Análisis post-pausterización (microbiológico).
  7. Lote validado como apto.
  8. Distribución a los receptores.

Selección de donantes

En principio, cualquier madre sana que esté amamantando satisfactoriamente a su hijo, y esté dispuesta a extraerse leche para la donación, puede hacerlo. Existen algunas contraindicaciones para la donación de leche, como enfermedades infecciosas (VIH, VHB, VHC, HTLV, sífilis), riesgo de adquirir enfermedades infecciosas, consumo de tóxicos (drogas, alcohol, nicotina) o determinados fármacos, entre otras.

Para valorar la idoneidad de la donación se realiza una historia clínica. Es necesario firmar un consentimiento informado que incluye autorización para la extracción de aerología y carga viral, y para la donación de leche. Se instruye sobre la forma de proceder a la extracción y conservación de la leche y se proporciona el material para ello.

Procesamiento y análisis

La leche materna (LM) es un potencial vehículo transmisor de virus y bacterias. Con la finalidad de evitar la transmisión de los mismos, actualmente la LMD se procesa mediante el tratamiento térmico más estandarizado, pasteurización Holder (62,5ªC durante 30 minutos seguido de enfriamiento rápido). Este tratamiento destruye flora saprófita y patógena de la leche, incluyendo Mycobacterium tuberculosis y los virus VIH, HTLV, VHC, CMV, VHS y rubeola.

Este tratamiento altera significativamente la composición de la leche, aunque existe una gran variabilidad en los resultados encontrados. Se ha objetivado una disminución en el contenido en algunos de sus componentes bioactivos como determinadas proteínas con actividad inmunológica o antiinfecciosa (inmunoglobulinas, lisozima o lactoferrina), enzimas, o vitaminas liposolubles. El contenido total lipídico, los ácidos grasos, las vitaminas liposolubles o los oligosacáridos no se afectan significativamente. Este hecho es relevante por el papel que desempeñan en el desarrollo cerebral e inmunológico.

Conocer la composición de la LMD permite optimizar la nutrición de los receptores, al facilitar la distribución más adecuada y la fortificación más idónea. Existen autoanalizadores de leche disponibles comercialmente basados en diferentes técnicas de espectroscopia de infrarrojos.

Uso de la leche materna donada

Evidencia de los beneficios

Las limitaciones de los estudios realizados para objetivar los beneficios de la LMD deben tomarse en consideración al valorar sus resultados. Los estudios iniciales se realizaron hace muchos años, cuando la fortificación no era práctica habitual. Por tanto, los aportes nutricionales eran insuficientes. Estudios más recientes han comparado la LMD con la fórmula de prematuros como suplemento a la LM cuando ésta es insuficiente. La duración de la intervención ha sido tan variable como sólo 10 días, o hasta el alta hospitalaria. Consideraciones éticas impiden realizar estudios que comparen LMD con fórmula de prematuros como formas exclusivas de alimentación.

En ocasiones, no hay suficiente información sobre el volumen recibido de leche de madre propia, o se agrupa como LM tanto leche de madre propia como donada. Futuros estudios mejor diseñados pueden contribuir a mejorar el conocimiento en esta área.

El principal beneficio de la LMD es la prevención de la enterocolitis necrosante (ECN). La revisión Cochrane de Quigley objetiva que la alimentación con fórmula comparada con LMD aumentó el riesgo de ECN (RR 2.77 (95% CI 1.4-5.46). Otro efecto beneficioso objetivado es la mejor tolerancia alimentaria. Aunque la tasa de crecimiento intrahospitalario fue mayor en el grupo de fórmula, no hubo diferencias tras el alta o en el neurodesarrollo. La mayoría de los trabajos incluidos pertenecen a la época en la que no se fortificaba la LM, lo que planteaba la duda de si el mismo efecto protector persiste con las prácticas actuales.

Limitaciones de la LMD

La LMD es donada por madres de niños a término o prematuros en diferentes momentos de su lactancia. Por tanto, la composición nutricional de la misma es muy variable y no siempre adecuada para la nutrición de un RNP. En este caso es recomendable la fortificación con multicomponentes. Aunque en los BLM es práctica habitual realizar análisis de composición nutricional, en la mayoría de los casos se limita a la determinación de macronutrientes.

Receptores

Siendo la prevención de la ECN la principal ventaja de la administración de LMD, son los pacientes con riesgo de esta patología sus principales receptores al tratarse de un recurso limitado. La siguiente tabla recoge las indicaciones para recibir LMD. La distribución debe realizarse exclusivamente bajo petición médica, y los padres deben firmar consentimiento informado.

Donación informal

Recibir leche materna de otra mujer diferente a la propia madre ha sido práctica habitual desde hace muchos años en la sociedad. Tiene drástica disminución con la introducción de las fórmulas infantiles. En nuestro medio es una práctica limitada, reducida principalmente a círculos familiares, de amistad o en grupos de apoyo a la lactancia materna. En otros países existe una activa comercialización con la misma.

Como se ha reseñado previamente, la leche materna es un potencial transmisor de virus y bacterias, fármacos y tóxicos. Dos estudios realizados en Estados Unidos analizando leche materna comprada a través de internet objetivaron contaminación bacteriana y adulteración de la leche con adición de leche de vaca en algunas de las muestras analizadas.

Direcciones futuras

La LMD es un valioso recurso en la nutrición neonatal. Sin embargo no está exento de limitaciones, como la adecuación nutricional o la pérdida de propiedades bioactivas por el procesamiento. Existe un creciente interés por investigar en este campo y optimizar su uso.

Nutrición pediátrica

La alimentación juega un papel importante como factor de riesgo modificable en el estado de saludo de las personas. Por eso TECH Universidad Tecnológica le ha dado importancia a esta disciplina por medio de algunos posgrados como el Máster en Nutrición Clínica en Medicina y el Máster en Nutrición Deportiva en Poblaciones Especiales para Médicos.

En la patología pediátrica, la alimentación interviene como factor etiológico y como complicación de otras enfermedades. Por ello también existe el Máster en Nutrición Clínica en Pediatría debido al creciente interés en el estudio de la génesis, tratamiento y soporte al número de enfermedades en los niños.

Artículos relacionados

1 /

Compartir