Dermatitis seborreica
La dermatitis seborreica forma una descamación en la piel que resulta molesta y dañina para la salud del paciente en cualquier contexto que el mismo adquiera la enfermedad.
facultad de farmacia · dermatología en farmacia
lun. 22 de nov. 2021
0

La dermatitis seborreica (DS) es una afección cutánea, crónica y eritroescamosa, muy común que hace que se formen escamas, que van de blancas a amarillentas, en áreas donde existe una mayor concentración de glándulas sebáceas y puede ocurrir con o sin enrojecimiento cutáneo. Costra láctea es el término que se utiliza cuando esta dermatitis seborreica afecta el cuero cabelludo de los bebés.

Las áreas de afectación más frecuentes son el cuero cabelludo, las caras laterales de la nariz, los párpados, la piel de detrás de las orejas y la zona media del tórax. Sin embargo, otras áreas tales como los pliegues cutáneos, las áreas submamarias, las ingles y los glúteos pueden afectarse ocasionalmente. La piel afectada adopta una coloración rojiza y se cubre de unas escamas grasientas de color amarillento. Generalmente, se acompaña de un picor moderado que en ocasiones está ausente.

Epidemiología

La dermatitis seborreica puede manifestarse a cualquier edad, comienza habitualmente en la pubertad, alcanzando su máxima intensidad en la década de los cuarenta:

  • En la infancia (desde las 2 semanas a las 12 semanas de vida), manifestándose como una capa descamativa también conocida como costra láctea. La costra láctea, habitualmente, desaparece antes del año debido a la desaparición gradual de las hormonas que pasan de la madre al hijo tras el nacimiento. Esta dermatitis seborreica, normalmente con tratamientos suaves se soluciona a partir de los 8-12 meses de edad.
  • En la edad adulta (de los 30 a los 50), cuando la dermatitis seborreica aparece en pacientes más mayores, puede aparecer y desaparecer cursando en brotes. Esta puede aparecer en personas de piel grasa, pacientes con acné, psoriasis o en personas sometidas a una fuerte tensión nerviosa.

La enfermedad tiende a mejorar al cabo de años, no es contagiosa, y puede agravarse por factores emocionales. Las lesiones de cara y cuero cabelludo tienden a empeorar en otoño-invierno y en verano lo hacen las lesiones de los pliegues.

Etiopatogenia

La causa de la dermatitis seborreica es desconocida; Se consideran algunos factores predisponentes, como son factores genéticos, emocionales, atópicos, neurológicos, bacterianos, endocrinos, alimentarios, medicamentosos, estrés y alcoholismo. La aparición de los primeros brotes de dermatitis seborreica suele coincidir siempre con etapas de estrés emocional.

Se ha observado que los pacientes con dermatitis seborreica presentan anticuerpos frente a diferentes especies del género Pityrosporum (levaduras), y las respuestas inmunitarias mediadas por las células T y NK son deficientes frente a los mismos. Se ha observado también una predisposición familiar y se han determinado factores agravantes o de riesgo, como las situaciones de inmunodepresión. Por el contrario, se considera un factor beneficioso la exposición solar moderada.

Manifestaciones clínicas

La dermatitis seborreica presenta un curso crónico con fases de mejora y recaída o crisis. El calor, la transpiración, la fricción, la ingestión de carbohidratos, alimentos condimentados, alcohol y estrés pueden agravar el cuadro. Los síntomas de la dermatitis seborreica son:

  • Prurito (picor).
  • Descamación (escamas, caspa).
  • Eritema (rojeces).
  • Seborrea (piel grasa).
  • Inflamación (hinchazón dolor).

El signo clínico más importante es la inflamación que se manifiesta clínicamente como finas placas descamativas grasosas, que varían desde el color rosado-amarillo hasta rojo-marrón, en las áreas ricas de glándulas sebáceas. El prurito puede ir desde una leve molestia hasta sensación de ardor en formas severas o generalizadas. La DS presenta dos maneras clínicas clásicas: la del lactante y la del adulto.

  • En el lactante se inicia después de la primera semana de vida, y puede persistir por meses; se presenta como pequeñas láminas grasosas y adherentes en el vértix y la fontanela anterior que pueden extenderse a todo el cuero cabelludo asociados a inflamación e inclusive llevando a la formación de láminas gruesas formando la denominada costra láctea. La presencia de eritema intenso en ocasiones puede sugerir infección secundaria por bacterias como Staphylococcus aureus o por levaduras como Candida albicans.
  • La DS en el adulto es más frecuente en el cuero cabelludo y menos en cara, pudiendo aparecer también en otras localizaciones. La DS del cuero cabelludo o Pityriasis simples capitis (caspa) se define como láminas o descamación sebácea difusa del cuero cabelludo, sin un significativo eritema o irritación, estas escamas caen del cabello y la barba y se hacen visibles en la ropa oscura del individuo. Esta condición frecuente puede estar asociada constitucionalmente a xerosis y dermatitis atópica.

Diagnóstico

El diagnóstico de la dermatitis seborreica es clínico; en función del aspecto de las lesiones y la distribución de las mismas. Es necesario realizar un diagnóstico correcto para utilizar el tratamiento adecuado, ya que los síntomas que aparecen en la dermatitis seborreica pueden aparecer en otras enfermedades. Desde el punto de vista clínico será necesario actuar un diagnóstico diferencial con psoriasis, tiñas de cuero cabelludo y piel lampiña, candidiasis, lupus eritematoso, fotodermatosis, pitiriasis versicolor y pitiriasis rosada. De la psoriasis facial a veces es indistinguible dando lugar a formas de sebo psoriasis. En niños hay que valorar el diagnóstico diferencial con los histiocitos X tipo Letterer- Siwe (enfermedad rara que produce la proliferación anormal de las células de Langerhans).

Tratamiento

La dermatitis seborreica del adulto es un proceso crónico. El tratamiento va dirigido a controlar las manifestaciones clínicas, no a curar la enfermedad, siendo necesario mantenerlo durante periodos prolongados de tiempo o repetirlo en los brotes sucesivos. Los corticoides son, junto con los antifúngicos, el tratamiento clásico para la dermatitis seborreica.

El principal problema es que su efecto inmunosupresor debilita más las defensas de la piel, y en consecuencia se agrava la infección fúngica. Debe ser el dermatólogo quien valore cuando aplicar el corticoide, y a ser posible restringir su uso a las fases más agudas. El tratamiento de la dermatitis seborreica tiene dos objetivos:

  • Eliminar el hongo responsable de la infección con principios activos antifúngicos.
  • Tratar la inflamación de la patología.

Es básico tratar el componente inflamatorio de la dermatitis seborreica, ya que la piel inflamada y descamada se vuelve mucho más permeable a la infección. La penetración de la infección hasta la dermis originaria infecciones muy resistentes e inflamaciones más graves. Esta línea farmacológica se emplean los corticoides y los antiinflamatorios no esteroideos, y en ocasiones el calcipotriol.

En este control de la inflamación también son útiles los principios activos que actúan inhibiendo lipasas, responsables de la liberación de sustancias irritantes. En este sentido actúan las sales de zinc, el ácido azelaico o el lactato de etilo. Otros principios activos que también se usan para el tratamiento de la dermatitis seborreica son los agentes queratolíticos (ácido salicílico, ácido glicólico, ácido láctico, derivados de la urea y alquitranes).

Estas substancias actúan en dos frentes: por un lado, en concentraciones adecuadas son capaces de reducir el grosor del estrato córneo y por otro lado sobre el cuero cabelludo alterando la permeabilidad de la cutícula capilar y provocando que el cabello se vuelva más poroso.

Salud en la piel desde la farmacia

Desde sus inicios, el ser humano siempre ha buscado un estado de bienestar y salud plenos. Esto ha permitido que el mismo desarrollen nuevas capacidades, habilidades y conocimientos como parte de esa búsqueda. En la evolución del ser humano la educación ha jugado un papel vital en el desarrollo de la salud. Por esta razón la farmacia ha jugado un papel importante dentro de este proceso. Muchos profesionales de este campo optan por la especialización como su mejor opción.

TECH Universidad Tecnológica se ha posicionado actualmente como la mayor Universidad virtual del mundo. Esto se logra mediante el diseño de un amplio portafolio educativo enfocado en la excelencia profesional. En el caso de su Facultad de farmacia se pueden encontrar programas como el Máster en Elaboración y Desarrollo de Medicamentos Individualizados y el Máster en Dirección y Monitorización de Ensayos Clínicos. Sin embargo, para aquellos profesionales que se interesan en la salud de la piel desde la farmacia, no cabe duda que su mejor elección será optar por el Máster en Atención Farmacéutica en Dermatología en la Farmacia Comunitaria.

Artículos relacionados

1 /

Compartir