NOMIC y la Comisión MacBride

Luego del NOMIC, y de su disolución, han surgido distintas iniciativas similares y la preocupación por la regulación de las comunicaciones se mantiene presente. Por ello es importante conocer en qué consistió.

facultad de escuela de negocios
viernes, 29 de julio de 2022
0

El Nuevo Orden Mundial de la Información y Comunicación se puede conocer por las siglas NOMIC o NWIO. También se le llama Comisión MacBride. El término se puso dentro de un debate sobre los medios de comunicación y su rol dentro un mundo en pleno desarrollo a finales de los años 70 y principios de los 80 en la Unesco. Se refiere a un documento -informe MacBride- cuyo objetivo fue analizar el estado de la comunicación en el mundo moderno y sugerir un nuevo orden para resolver sus problemas.

Nuevo Orden Mundial de la Información y Comunicación

En la UNESCO, se llamó Comisión McBride a un panel que estaba presidido por Sean MacBride, quien había sido Premio Nobel de la Paz y había creado una serie de recomendaciones para representar a los medios de comunicación de forma global y equitativa. Esta Comisión MacBride produjo un informe que se llamó «Muchas voces, una Mundial” que expone los puntos principales de la filosofía de la Comunicación y de la Información dentro del Nuevo Orden Mundial.

El Informe MacBride fijó los puntos sobre los cuales había de construirse el Nuevo Orden Mundial de la Información y Comunicación (NOMIC). Estos eran los siguientes:

  • Eliminar los desequilibrios y desigualdades entre el tercer mundo y los países desarrollados.
  • Erradicar los efectos negativos que se producen por la creación de monopolios.
  • Liquidar las barreras, tanto internas como externas, que impiden la libre circulación y una difusión equilibrada de la información.
  • Garantizar la pluralidad de las fuentes y los canales de la información.
  • Garantizar, a su vez, la libertad de prensa y de información.
  • Aumentar la capacidad de los países del tercer mundo para mejorar la situación, el equipamiento y la formación profesional de los periodistas.
  • Cooperación de los países desarrollados con los subdesarrollados.
  • Respetar la identidad cultural y el derecho de cada país de informar a los ciudadanos del mundo de sus aspiraciones y sus valores, tanto sociales como culturales.
  • Respetar el derecho de todos los pueblos del mundo a participar en los flujos de información internacionales.
  • Respeto de los derechos de los ciudadanos de acceder a las fuentes de información y de participar activamente en el proceso de comunicación.

Antecedentes de la Comisión MacBride

Los temas fundamentales de los desequilibrios en la comunicación global se habían discutido durante algún tiempo. Había sido Wilbur Schram quien en 1964 decía que el flujo de noticias entre las naciones es delgado, que se presta mucha atención a los países desarrollados y no a los más pequeños o menos desarrollados, que los acontecimientos importantes se ignoran y la realidad se distorsiona.

Desde otra perspectiva, la de Herbert Schiller, una más radical, en 1969 se observaba que los países en desarrollo tenían poca participación significativa en las decisiones sobre la asignación de frecuencias de radio de los satélites en una reunión clave en Ginebra en 1962. Schiller señaló que muchos satélites tenían usos militares. Por ejemplo, Intersat, que se creó para la cooperación internacional en la comunicación por satélite, también fue dominado por los Estados Unidos. Durante los años 70, otras cuestiones se sumaron a este debate dentro del Movimiento de los No Alineados y se debatieron en la ONU y en la UNESCO.

El nombre de NOMIC surgía a partir del Nuevo Orden Económico y Mundial de 1974. De 1976 a 1978 se comienzan a usar otros términos más cortos como Nuevo Orden Mundial de la Información o Nuevo Orden Informativo Internacional. Las discusiones sobre el Nuevo Orden Mundial de la Información y Comunicación comienzan a partir de la década de los 70, y lo asocian a la Educación, la Ciencia y la Cultura de las Naciones Unidas.

Origen de la Comisión MacBride

Las preocupaciones por los medios de comunicación de masas comenzaron en la reunión de las naciones no alienadas en Algiers en 1973 y luego en 1976 en Túnez y en Nueva Delhi en la Conferencia Ministerial de los Países no Alineados. El plan del nuevo orden mundial se formuló textualmente por el ministro de Información de Túnez Mustapha Masmoudi quien presentó el documento de trabajo número 31 de la Comisión MacBride.  Estas propuestas presentadas se llamaron la Declaración de Medios de Comunicación. En ese momento la Comisión MacBride la formaban 16 miembros de la UNESCO que se encargaban de estudiar los problemas de la comunicación.

En 1983, en un programa de radio canadiense, Tom McPhail explicó cómo se realizaban y sacaban los problemas dentro de la UNESCO a mediados de 1970, cuando EEUU retuvo fondos para castigar a la organización por excluir al estado de Israel. Algunos países de la OPEP y otros socialistas fueron capaces de obtener puestos de responsabilidad dentro de la UNESCO. 

Más tarde, en 2005, durante la Convención sobre la Diversidad Cultural se ponen en práctica algunos de los objetivos del NOMIC relacionados con el flujo global desequilibrado en los medios de comunicación. No obstante, la convención no la apoyaron los EEUU y no tiene tanta fuerza como la Organización Mundial de Comercio, en la que sí que existen acuerdos sobre el comercio mundial de los medios de comunicación e información.

Se trataron muchas cuestiones dentro del marco de discusión del NOMIC.  Algunos de estos problemas de larga data participaban de la cobertura mediática de los países en desarrollo y los flujos desequilibrados de influencia de los medios. Sin embargo, se trataron otras cuestiones implicadas, como las nuevas tecnologías con usos militares y comerciales importantes.

Dimensión cultural de la comunicación

La comunicación transmite los conceptos, valores, creencias, ideales, pensamientos, que resultan de la cultura. Fueron los antropólogos quienes plantearon que la cultura es constitutiva de los seres humanos y que del mismo modo permite las diferencias entre la humanidad y el resto de los seres vivos como fuente de diferencia y diversidad.

En una sociedad, no solo la propia lengua o lo que dicen los medios es lo que tiene valor comunicativo: las señas, los gestos, las miradas y el lenguaje corporal también. La cultura y la comunicación son valores culturales. La producción de significantes en la comunicación es social, por tanto, atraviesa una serie de condicionamientos.

Se vuelve necesario pensar en la comunicación como parte de un proceso social y cultural que tiene actores, conflictos y situaciones diferentes. Este proceso debe ser visto desde diferentes dinámicas culturales, que expresan relaciones de desigualdad, y desde la identidad como un grupo. Por tanto, cultura y comunicación son elementos constitutivos de la sociedad. Es decir, la comunicación está presente en la cultura y la difunde. A su vez, la cultura es creada y controlada por la sociedad.

Legado de la Comisión MacBride

Luego del NOMIC, y de su disolución, han surgido distintas iniciativas similares y la preocupación por la regulación de las comunicaciones se mantiene presente. Incluso, la preocupación ha ido creciendo a raíz de la continua evolución de los sistemas de información y comunicación, que cada vez están más interconectados. La comunicación organizacional, por tanto, debe estar consciente de esa preocupación, y el director de comunicaciones debe contar con conocimientos especializados en el tema. Desde TECH Universidad Tecnológica, te ofrecemos el Máster en Comunicación Multimedia: un programa que te brindará las herramientas para tomar las decisiones comunicacionales más óptimas en la empresa.

Si te interesa, contamos también con el Máster en Comunicación Publicitaria, que abarca conocimientos especializados de distintas disciplinas, desde la psicología hasta el Derecho de la publicidad. Si prefieres el campo de la organización, te ofrecemos el Máster en Organización de Eventos, enfocado en la planificación operativa, logística y financiera de eventos en el ámbito corporativo y social

Categorías: master

Artículos relacionados

1 /

Compartir