Dirección y gestión
La dirección y gestión hacen parte del proceso de adecuado liderazgo en el ámbito de la salud por parte de un profesional capacitado para ello.
facultad de enfermería · enfermeria escolar
mié. 20 de oct. 2021
0

Es muy habitual confundir los términos dirección y gestión, o aunque sabemos que hay diferencias entre ambos, los intercambiamos a menudo. Sin embargo, merece la pena empezar el tema conociendo sus diferencias:

  • Dirigir se refiere a la toma de decisiones en el ámbito de una organización para cumplir el plan o estrategia que se haya diseñado. La dirección implica marcar un rumbo a las personas y a las operaciones, por lo que suele ir asociada al término liderazgo.
  • Gestionar es aplicar las reglas, procedimientos y métodos operativos para llevar a cabo con eficacia las actividades económicas que permiten lograr esos objetivos marcados por la empresa. La gestión tiene que ver con la puesta en práctica de las acciones planificadas y estudiar las desviaciones que se puedan producir sobre el plan trazado.

Taylor, en su libro “The principles of scientific management”, definía la gestión (o administración) como hacer más con menos, es lograr que los recursos sean más eficientes, es el día a día de la operación, simplificar, eliminar los esfuerzos innecesarios. Fayol (1916) ampliaba las funciones asignadas a la gestión (o administración) diciendo que se encargaba de planificar, organizar, dirigir y controlar todos los recursos de una organización.

Sin embargo, numerosos autores encontraron que la función de un directivo no era exclusivamente gestionar recursos, sino algo más. Por ello, Drucker y Ansoff entre otros son los artífices del concepto de dirigir como darle una visión o un norte al negocio. La gran diferencia entre un término y otro se centra en que la administración gestiona recursos y busca la eficiencia y la dirección gobierna la acción de las personas de una organización.

La función directiva

La dirección de la empresa tiene como función general la de integrar las distintas partes y elementos de la empresa entre sí, así como la de integrar a la empresa con su entorno. La función de la dirección y los directivos, como una función separable de la propiedad, no recibe atención hasta el siglo XX. Existen múltiples modelos al respecto pero nos vamos a centrar en algunos.

Luther Gulick fue un seguidor de las ideas de Fayol y es conocido por sistematizar las funciones del directivo de una empresa (basadas en las etapas o fases del proceso administrativo descritas por Henri Fayol) con el acrónimo POSDCORB: Henry Mintzberg en su libro “La naturaleza del trabajo directivo” estableció una serie de roles para los directivos. El concepto de rol se basa en el conjunto de comportamientos percibidos, reales o esperados que reflejan una determinada posición en la organización. Los roles directivos se agrupan en tres grandes áreas:

  • Roles interpersonales. Engloba los roles relativos a los comportamientos estructurados en torno a la asociación entre dos o más personas, en términos de largo plazo.
  • Roles informativos. Son los comportamientos directivos relacionados con la comunicación.
  • Roles de toma de decisiones. Busca decidir y escoger lo mejor para la organización.

Los roles interpersonales son los siguientes:

  • Rol de cabeza visible. El directivo ejerce la máxima representación de la organización frente a otras organizaciones y también frente a la sociedad.
  • Rol de líder. Es uno de los más conocidos, y se basa en la cualidad de orientar, influir, motivar, crear equipo y definir clima, cultura y políticas de empresa.
  • Rol de enlace o coordinación. Este rol define las funciones para interactuar con personas y organizaciones externas y así establecer contactos (internos y externos).

Otros roles

Los roles informativos son los siguientes:

  • Rol de monitor. El directivo es él es responsable de recopilar, mantener y procesar toda la información que es útil para la organización, tanto interna como externa, de la propia organización y del entorno. Este rol es esencial de cara al desarrollo de otros roles.
  • Rol de difusor. Se refiere a la difusión interna de comunicación dirigida a todos los empleados.
  • Rol de portavoz. El directivo es el encargado de dar a conocer la opinión de la organización, transmitiendo la información sobre las políticas, los planes, las acciones, etc. a las personas ajenas de la organización.
La dirección y gestión permiten comprender las tareas mediante la jerarquización.

Los roles de toma de decisiones son los siguientes:

  • Rol de empresario o emprendedor. Si bien el término es algo ambiguo, este rol se centra en la misión del directivo de buscar nuevas oportunidades de desarrollo y mejora para la organización.
  • Rol de gestor de anomalías y crisis. Define el comportamiento del directivo ante situaciones de crisis.
  • Rol de asignador de recursos. Aunque el papel del directivo no es gestionar recursos, este rol se refiere a la distribución y asignación de recursos materiales y humanos a las unidades de la organización.
  • Rol de negociador. Se encarga de mantener relaciones con otras personas y organizaciones externas con la intención de obtener ventajas para su equipo. Además del clásico modelo de roles de Mintzberg, hay otro modelo clásico sobre las funciones directivas que las resume en 4 grandes grupos: planificación, organización, dirección de recursos humanos y control. Vamos a comentar brevemente las dos primeras ya que la dirección de recursos humanos y el control tiene temas específicos.

Órganos colegiados de dirección

El concepto de órgano colegiado se utiliza habitualmente en el ámbito público y tiene su origen en las leyes administrativas. Se define como el órgano compuesto por dos o más personas que toma decisiones de forma conjunta, principalmente mediante votación. En el ámbito sanitario, el órgano colegiado más conocido es la Comisión de Dirección, compuesta habitualmente por todos los directivos y presidida por el gerente.

Dado su carácter oficial, las reuniones de este tipo de órganos y las decisiones que se toman se plasman en un acta. Las funciones que asigna el Real Decreto 521/1987 a la Comisión de Dirección son las siguientes:

  1. Estudiar los objetivos sanitarios y los planes económicos del hospital, instrumentando programas de dirección por objetivos.
  2. Realizar el seguimiento de las actividades de los servicios y unidades del hospital.
  3. Estudiar las medidas pertinentes para el mejor funcionamiento de los servicios y unidades del hospital en el orden sanitario y económico, y su ordenación y coordinación interna y en relación con las necesidades del área de Salud a la que esté adscrito.
  4. Análisis y propuestas sobre el presupuesto anual del hospital y la política de personal.
  5. Estudiar y, en su caso, impulsar las propuestas que le eleven la Junta Técnico-Asistencial y la Comisión de Participación Hospitalaria.
  6. Establecer cuantas medidas sean necesarias para la humanización de la asistencia.

Desde una perspectiva directiva, la existencia de este tipo de órganos permite reducir el poder de la figura del gerente y así que las decisiones se tomen en el seno de un órgano que cuenta con las opiniones y visiones técnicas de los directivos de todas las divisiones.

La adecuada administración

El profesional en salud cuenta con diversidad de roles en los cuales el mismo debe pasar a menudo demostrando su habilidad para adaptarse a esto. Los cambios hacen parte de nuestra vida, y es por ello que el estar preparados para cada uno de los que vienen nos otorga una ventaja con respecto a nuestros iguales. En el caso de los enfermeros y enfermeras, muchos de los mejores en este campo han optado por la especialización académica, brindada de manera virtual por algunas instituciones.

TECH Universidad Tecnológica, es una de estas universidades virtuales, y es por ello que cuenta con un amplio portafolio educativo enfocado en profesionales modernos. Caso ejemplo de ello es su Facultad de Enfermería, donde se desarrollan posgrados como el Máster en Enfermería Legal y Forense y el Máster en Dirección y Monitorización de Ensayos Clínicos para Enfermería. Sin embargo, para aquel perfil que busca dominar el campo de la administración y desea pulir sus habilidades como líder, el Máster en Dirección y Gestión en Enfermería será su mejor opción para completar su educación profesional.

Artículos relacionados

1 /

Compartir