Didáctica de la lengua oral
La didáctica de la lengua oral es un proceso interactivo por parte del educador parte del desarrollo del aprendizaje de un lenguaje.
facultad de educación · enseñanza de idiomas
jue. 01 de jul. 2021
0

En la educación existen diversos factores que hacen parte del desarrollo del lenguaje y la expresión. El proceso de la comunicación es realmente importante, y el educador juega un papel crucial en la evolución y correcto aprendizaje del mismo. Por esta razón se hace necesario que el educador profesional tenga claro los diversos conocimientos que hacen parte del mismo.

Elementos de la comunicación oral

J. Tusón (1994) defiende que la facultad de comunicación oral propia de los seres humanos, así como su capacidad para transmitir acontecimientos y conocimientos, por medio de un sistema de señales estructurado en dos niveles, sonido y sentido, es a lo que se denomina lenguaje. Quiles (2006), por otra parte, plantea que la comunicación oral, esa cualidad única de la especie humana, es la que ha hecho que esta se preserve y se haya convertido en la especie dominante al desarrollarse intelectualmente por encima de otras especies.

A partir de estas y otras teorías, es posible reafirmar la importancia de la comunicación oral en la vida diaria, lo cual, lógicamente, incluye los contextos educativos en los que la transmisión de conocimientos y experiencias se realiza, en gran parte, mediante la interacción oral.

En consecuencia, es necesario introducir actividades que fomenten y desarrollen la comprensión y la expresión oral en el aula para preparar de esa manera a los alumnos a afrontar con la mayor garantía de éxito el proceso de enfrentarse a situaciones de comunicación real, tanto dentro como fuera del aula. La comprensión oral es un elemento relevante en el trabajo didáctico específico para la lengua oral que se deberá trabajar en el aula. Cassany (1994) afirma que:

«Escuchar es comprender el mensaje, y para hacerlo es necesario poner en marcha un proceso cognitivo de construcción de significado y de interpretación de un discurso pronunciado oralmente.»

Igualmente, considera que la escucha es un proceso activo y que ofrece, en este caso, al alumno una retroalimentación, pues cuando escucha da a entender que está comprendiendo la información que se le está transmitiendo y que es capaz, por tanto, de mantener un intercambio oral con base en esa información.

Características de la lengua oral

Como cualquier elemento de la comunicación, la lengua oral tiene una serie de características que se deberán tener en cuenta a la hora de planificar acciones metodológicas en el aula, y de incluir en la programación didáctica acciones propias para esta destreza comunicativa.

Aspectos psicosociales y pragmáticos:

El ejemplo más común y tradicional de la comunicación oral es la conversación. El lenguaje oral, la comunicación oral, muestra al hombre tal cual es, debido a que, cuando se usa un código propio quedan en evidencia los rasgos culturales a través del acento, los gestos o el vocabulario. Este aspecto es importante a la hora de planificar actividades en el aula para adaptarlas a la realidad del alumnado. La comunicación oral ofrece poca ambigüedad y es más clara en cuanto a las intenciones comunicativas. Hay que tener en cuenta también el componente extralingüístico que hace referencia al contexto en el que se produce la interacción oral.

Los elementos no verbales

En la interacción oral aparecen muchos códigos o elementos no verbales que dan soporte a esta comunicación. Son especialmente gestos. También se dan elementos paralingüísticos como la intensidad o el volumen de la voz.

Características lingüístico-textuales del discurso oral

Generalmente, la comunicación oral se entiende desde un punto de vista de temática general y de poca formalidad. Aunque la cohesión en los textos orales es menos gramatical que en los textos escritos, el estudio y la práctica de la gramática debe ser un objetivo y un contenido primordial en la planificación de actividades didácticas que se centren en la comunicación e interacción oral. Así pues, en cualquier actividad de comunicación se dan los siguientes elementos.

Es importante que en el aula los alumnos sean capaces de reconocer los diferentes elementos vistos anteriormente, para así adaptar su respuesta a estos y de tal manera que se produzca una interacción lo más limpia y clara posible. Núñez (2011) considera que es complicado proporcionar a los estudiantes los medios y las ocasiones necesarias y adecuadas para que así mejoren su dominio del lenguaje, aunque hacerlo supondrá verdaderas e importantes ventajas para el alumnado. Las más claras serían las siguientes:

  • Apertura de pensamiento.
  • Apertura al contexto real en el que se desarrollan como individuos.
  • Facilitación de su inserción sociocultural.
  • Desarrollo de las capacidades para discusión y el intercambio de ideas.

Paralelamente, puede aparecer una serie de dificultades a la hora de introducir actividades propias para el desarrollo de la comunicación y de la interacción oral en el aula. Esas son:

  • Pérdida de la tradición retórica.
  • Abuso de la lingüística en el aula.
  • Pocos recursos teóricos y didácticos para su aplicación en aula.
  • Poca formación específica de los docentes.
  • Falta de herramientas de evaluación de la competencia oral.

La didáctica de la comunicación oral

A la hora de introducir y considerar la educación lingüística en el aula, hay que tener en cuenta diferentes aspectos que determinarán, desde la programación de actividades a su realización en el aula, siempre que el contexto educativo lo favorezca. Estos aspectos son:

  • La incidencia de las diferentes teorías lingüísticas y sociolingüísticas sobre la adquisición de la lengua y su desarrollo y las limitaciones que ello puede suponer.
  • Valorar la importancia y necesidad de la programación como documento que recogerá los aspectos teóricos y prácticos para desarrollar la labor docente.
  • La consideración de que el alumno, sea cual sea su edad, tiene ya una experiencia comunicativa adquirida y desarrollada anteriormente y sobre ella se deberá trabajar.
  • Trabajar siempre bajo enfoques metodológicos comunicativos y pragmáticos.
  • Establecer una periodización de los contenidos acorde con la realidad del aula.
  • Planificar, proponer, realizar y evaluar actividades que se adapten realmente a las necesidades y a la realidad de los alumnos.
  • Disponer de una amplia variedad de materiales y actividades que permitan su utilización junto a experiencias reales de los alumnos. • Integrar, en la medida de la realidad del aula o centro, las TIC.
  • Fomentar el desarrollo de la interacción grupal.
  • Desarrollar la creatividad y la capacidad crítica del alumno.
  • Por tanto, ¿cuáles serían las claves para trabajar el aspecto oral en el aula de la mejor manera posible? Estos podrían ser los aspectos clave:
  • La consideración de la competencia oral como fundamental en el desarrollo formativo de los alumnos en todas las etapas educativas.
  • La interacción oral es un elemento importante en la vida real del alumnado y requiere de reflexión y aprendizaje específico.
  • Hay que enseñar estrategias para desarrollar mentalmente el discurso antes de verbalizarlo.

Clasificación de los tipos de aprendizaje

A. Teberosky (2005), siguiendo las teorías de Halliday (1978) propone una determinada clasificación de los tipos de aprendizaje que se relacionan con la destreza oral del alumno. Estas fases son:

  • El aprendizaje de la lengua viva, que se relaciona con el desarrollo de la capacidad comunicativa, y la adquisición de los géneros de discurso que se le asocia.
  • Aprendizaje a través de la lengua, que se relaciona con la adquisición de géneros discursivos que se corresponden con las materias curriculares.
  • El aprendizaje sobre la lengua, que se relaciona con el propio crecimiento de la capacidad metalingüística, es decir, la mejora del aprendizaje de la lengua.
  • El aprendizaje por medio de la lengua, que implica un desarrollo de la capacidad de utilizar la lengua para resolver problemas.

Es cierto que en un aula de educación primaria no se pueden trabajar todas las variantes de comunicación oral que podrían darse en la vida real, por eso la labor docente principal es la de adaptar ese trabajo a las verdaderas necesidades del alumnado. Por ejemplo, en las etapas de Educación Primaria y Secundaria se debería dar mayor relevancia a las actividades de comunicación oral que se centrarán en la conversación en entornos más formales que los que pueden desarrollar en su vida cotidiana (no hay que olvidar que en la familia también se desarrolla esta competencia oral, pero con un registro más informal y en un entorno conocido).

El especialista en lenguaje

Paras el profesional en educación es importante conocer el desarrollo y la aplicación de las diferentes técnicas utilizadas en el proceso de aprendizaje. Es por ello que el mismo se capacita de manera constante adquiriendo los conocimientos más actualizados acerca de su ámbito laboral. Para TECH Universidad Tecnológica no existen los límites, por ello cada uno de sus programas va más allá de lo que otras instituciones similares ofertan.

Caso tal es su Facultad de Educación, en donde se pueden hallar especializaciones tales como la Maestría en Programación e Implementación de Proyectos Educativos y la Maestría en Trastornos del Habla, Lenguaje y Comunicación. Por otra parte, para aquel profesional que busque complementar su profesión con el dominio del área de la lingüística y los idiomas, no cabe duda que su mejor opción educativa será la Maestría en Enseñanza del Español como Lengua Extranjera.

Artículos relacionados

1 /

Compartir